Crece el temor de secuestro

Detectan una señal del radar del avión Malaysia Airlines

De izquierda a derecha, el jefe de la Marina, Abdul Aziz Jaafar; el comandante de la Fuerzas Aéreas malasias, Ackbal Abdul Samad; el ministro de Defensa, Hishamuddin Hussein Onn; y el jefe de la Fuerza de Defensa, Tan Sri Zulkifeli Mohd, antes de una expedición para buscar el avión

HONG KONG (Notimex).- Malasia detectó ayer en el estrecho de Malaca una señal de radar que pudiera ser del avión de Malaysia Airlines desaparecido, lejos de la zona donde se perdió, lo que alenta el rumor de su posible secuestro, aunque la Interpol descartó todo acto terrorista.

Fuentes militares de Malasia, presentes en las labores de búsqueda del avión de pasajeros desaparecido, indicaron que creen haber captado la señal de radar en el Estrecho de Malaca, entre la costa occidental de la península malaya y la isla de Sumatra.

El vuelo MH370 de Malsysia Airlines desapareció la madrugada del sábado, casi una hora después de su despegue de Kuala Lumpur, capital de Malasia, en camino al Aeropuerto Internacional en Beijing, con 239 personas a bordo, sin embargo hasta ahora se desconoce su destino. De acuerdo con las fuentes, la señal se perdió luego de que el avión redujo su altitud al llegar al estrecho del sureste de Asia, donde emitió sus últimas frecuencias, según reporte de la edición electrónica del diario malayo The Star.La detención del radar confirmaría las hipótesis de que el avión, que transportaba a 227 pasajeros, dos de ellos niños, y 12 tripulantes, fue secuestrado y desviado, ya que había señales de que dio la vuelta de regreso a la capital malaya, sin que el piloto diera aviso. “(El avión) cambió de curso después de Kota Bharu y adoptó una menor altitud. (Posteriormente) entró al Estrecho de Malaca”, comentó el funcionario militar al tanto de las investigaciones, en declaraciones a medios occidentales, destacó el reporte del diario Malayo.

La compañía aérea informó el fin de semana que el piloto del vuelo MH370 hizo contacto por última vez con los controladores de vuelo cuando sobrevolaba la localidad de Kota Bharu, ubicada en la costa este de Malasia.Los reporte del Ejército malayo sobre la detención del radar en una zona opuesta a la ruta del destino aumenta los rumores de que el avión haya sido secuestrado por un grupo terrorista, aunque la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol), descartó dicha posibilidad.”Cuanta más información tenemos, más nos inclinamos a concluir que no es un incidente terrorista”, afirmó el jefe de la Interpol, Ronald Noble, luego de que Malasia identificó los dos pasajeros que abordaron el avión con pasaportes robados.La Policía de Malasia aseguró que los pasajeros son dos ciudadanos iraníes, quienes al parecer se dirigía a Alemania a pedir asilo, y que no hay indicio alguno de que sean miembros de alguna organización terrorista.”Estamos cada vez más seguros de que estos individuos no son terroristas”, aseguró Noble, tras asegurar que el caso está relacionado con el “tráfico de seres humanos”.Destacó que los dos iraníes volaron de Doha a Kuala Lumpur con sus pasaportes iraníes y que no utilizaron los pasaportes europeos robados hasta que embarcaron en Malasia.Por otra parte, la Policía malasia identificó a dos iraníes como los pasajeros que embarcaron con pasaporte robado en el avión de Malaysia Airlines.

Al dar a conocer estos detalles, el jefe de la policía malasia, Khalid Abu Bakar, descartó ayer en una rueda de prensa que uno de los pasajeros, de 19 años, forme parte de una célula terrorista, y explicó que ambos se dirigían a Alemania.

“No es probable que sea miembro de un grupo terrorista. Creemos que estaba tratando de emigrar a Europa”, apuntó el responsable policial malasio, sin aportar más datos sobre el segundo iraní.Las autoridades explicaron que investigaron al joven identificado presuntamente como Eouria Nour Mohammad Mehrdiad y que contactaron a su madre, quien esperaba a su hijo en el aeropuerto de Fráncfort y “desconocía” que éste viajaba con un pasaporte robado.

“Tenemos fotografías y perfiles de todos los pasajeros. Estamos investigado en los vídeos los comportamientos de todos los pasajeros”, aseguró Bakar.Los billetes de los dos pasajeros con pasaportes falsos fueron comprados a la vez, como indica su número de serie, y fueron encargados desde Irán a dos agencias de viajes de Tailandia, informaron ayer fuentes oficiales tailandesas.La compra de los dos billetes se realizó el pasado día 6 -menos de 48 horas antes del vuelo- en agencias de la localidad turística de Pattaya, a unos 100 kilómetros al este de Bangkok, según la Oficina Nacional de Noticias de Tailandia.”Aun tenemos que determinar quién reservó y compró los billetes para esas dos personas. Pudieron ser ellos mismos o amigos suyos en Tailandia”, dijo Ratchtapong Tiasut, superintendente de la Oficina de inmigración de la provincia de Chon Buri.Un trabajador de una de las oficinas dijo al diario “Bangkok Post” que su compañía recibió el encargo de la reserva en un correo electrónico enviado desde Irán por un ciudadano iraní llamado “Ali”.El empleado aseguró conocer personalmente al comprador, que tendría varios negocios en Pattaya y que, según dijo, había reservado con anterioridad varios vuelos a la agencia para él mismo y amigos cuando se encontraba en la ciudad.Según el trabajador, Ali preguntó en primer lugar por vuelos a Copenhague y Fráncfort con Etihad Airways o Qatar Airways, pero se decantó por la opción más barata de China Southern Airlines, por la que pagó 25,500 bat (unos 568 euros).Los billetes fueron reservados a China Southern Airlines -que compartía código con la aerolínea malasia- con salida en Kuala Lumpur y destino a Amsterdam vía Pekín.Los dos pasajeros embarcaron con identidades falsas, las del italiano Luigi Maraldi y el austríaco Christian Kozel, a quienes les habían robados los pasaportes en Tailandia en 2013 y 2012, respectivamente.El vuelo MH370 despegó de Kuala Lumpur a las 00.41 hora local (16.41 GMT del viernes) y tenía previsto llegar a Pekín unas seis horas más tarde, pero desapareció del radar una hora después.Los equipos internacionales de búsqueda y rescate aun no han encontrado evidencias de que el avión se estrellara en el mar.En el avión viajaban 239 ocupantes, 227 pasajeros, incluidos dos menores, y una tripulación de 12 malasios.El secretario general de Interpol, Ronald K. Noble, reveló la identidad de dos iraníes que embarcaron con pasaportes robados en el vuelo MH370 de dicha compañía, un dato con el que pretenden obtener más información.

La Interpol mostró a los medios una imagen supuestamente de los dos pasajeros que subieron al avión en Kuala Lumpur (Malasia), lugar al que llegaron el 28 de febrero desde Doha (Qatar) con documentación iraní.

Se trata, según la información que consta en sus pasaportes iraníes, de Pouri Mour Mohammadi, de 19 años, y de Delavar Seyed Mohammadreza, de 29.

La Interpol explicó que en un principio habían identificado otros tres pasaportes sospechosos, un canadiense, un moldavo y un indonesio, que al final resultaron no ser robados.

Avión | Búsqueda

A pesar de que se detectó una señal del radar del avión continúan las especulaciones

Posible acto terrorista

Por su parte, el director de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), John Brennan, dijo que existe la posibilidad de un acto de terrorismo detrás de la desaparición del avión de Malaysia Airlines.

Aún sin confirmar

Hasta el momento ni las propias autoridades chinas han confirmado que la desaparición del avión sea responsabilidad de un grupo chino desconocido, que se autodenomina “Brigada de los Mártires Chinos”, que por medio de una declaración enviada por correo electrónico a varios medios informativos chinos, se atribuyó el desplome del Boeing 777 en ruta de Malasia a China.

Etiquetas:, ,