Coreas preparan el encuentro de familias separadas por la guerra

Diferentes personas llegan al complejo turístico de Hanwha Resort Condo antes de viajar a monte Kumgang, en Corea del Norte, para participar en las reuniones familiares intercoreanas, en Sokcho.- (EFE)

TOKIO (Notimex).- Las dos Coreas realizan los últimos arreglos para celebrar del 20 al 25 de febrero las reuniones de familias separadas por la guerra (1950-1953) en el monte Kumgang, en territorio norcoreano, indicó el Ministerio surcoreano de Unificación.

Un grupo de 83 ancianos surcoreanos, acompañados por miembros de sus respectivas familias, que suman 59 personas, se congregarán este miércoles en Sokcho, una ciudad situada en la costa este de Corea del Sur, cerca de la frontera con el Norte.

Las dos Coreas acordaron la semana pasada, en las primeras reuniones de alto nivel en siete meses, celebrar los encuentros en el pintoresco Monte Kumgang del 20 al 25 de febrero.

Los 142 surcoreanos se reunirán con sus 180 familiares de la parte del Norte entre el jueves y el sábado, indicaron los funcionarios en Seúl, reportó la agencia de noticias Yohap.

Las reuniones programadas, la primera desde finales de 2010, entrarán en medio de crecientes tensiones sobre la oposición de Corea del Norte a los ejercicios anuales conjuntos militares entre su vecino del Sur y Estados Unidos, programadas para iniciar el lunes.

El año pasado, las dos Coreas ya habían acordado llevar a cabo reuniones familiares, pero unos días antes de la fecha, el régimen de Pyongyang aplazó el encuentro, luego de culpar al Sur de realizar “simulacros de guerra” contra el Norte junto con Estados Unidos.

Desde el 2000, se han llevado a cabo hasta la fecha 18 reuniones, que ha congregado a más de 20 mil miembros de familias que no se habían visto desde el fin de la guerra en 1953, que dividió a las dos Coreas.

La portavoz del ministerio de Unificación, Park Soo-jin, aseguró que Seúl hace todo lo posible para que ambas Coreas organicen las reuniones sin problemas.

Park anotó que el jefe de la Cruz Roja de Corea del Sur, Yoo Jung-keun, planea visitar la sede, aunque no dijo si Yoo se reunirá o no con su homólogo norcoreano.

El domingo, está previsto que alrededor de otros 360 surcoreanos celebren una segunda ronda de reuniones con 88 parientes de Corea del Norte en la estación norcoreana antes de regresar a casa el martes.

Las reuniones son un tema emocional en la dividida Península Coreana, ya que la mayoría de los miembros de las llamadas familias separadas tienen entre 70 y 80 años de edad y han expresado un fuerte deseo de ver a sus parientes antes de morir.




Volver arriba