China confirma la detención de un pesquero vietnamita en aguas disputadas

 

PEKÍN (EFE).- El Ministerio de Asuntos Exteriores chino anunció hoy que sus guardacostas detuvieron a un pesquero de Vietnam con seis tripulantes por operar ilegalmente en aguas del Mar de China Meridional, donde ambos países mantienen una disputa por la soberanía de los archipiélagos Paracel y Spratly.

El portavoz de la Cancillería china Hong Lei confirmó la detención, de la que había informado previamente la prensa de Vietnam, y aseguró que se produjo el jueves, a tan sólo siete millas náuticas (unos 13 kilómetros) del puerto de Sanya, en la isla de Hainan, lejos de los archipiélagos en conflicto.

Las autoridades chinas investigan el caso, aseguró, en declaraciones citadas por la agencia oficial Xinhua, el portavoz, quien añadió que Pekín “ha pedido repetidamente a Vietnam que mejore la educación de sus pescadores para evitar este tipo de incursiones en aguas de China”.

La prensa vietnamita aseguró por su parte que la detención se produjo en aguas próximas a las islas Paracel, situadas unos 300 kilómetros al sureste de Hainan.

La tensión entre ambos países ha aumentado peligrosamente en torno a las islas Paracel, donde China construyó en 2012 la población de Sansha con el fin de defender sus reclamaciones sobre el archipiélago, que arrebató a Vietnam del Sur tras una batalla naval librada en los años 70.

Pekín mantiene crecientes tensiones marítimas con países vecinos, especialmente Japón, Filipinas y Vietnam, por islas y aguas de los mares de China Meridional y Oriental, ricas en recursos pesqueros y energéticos (gas natural y petróleo).




Volver arriba