“Sigue vivo” el fuego en Chile

Reportan saldo de 12 muertos y de 10 mil damnificados

Voluntarios, policías y residentes limpian los  escombros en  la zona arrasada por el fuego en el cerro Ramaditas ubicado en Valparaíso, Chile

SANTIAGO, Chile (EFE).- Varios focos del incendio que desde el sábado afecta a la ciudad chilena de Valparaíso seguían activos ayer, en una tragedia que hasta ahora ha dejado cuando menos 12 muertos, más de 10 mil damnificados y cerca de 2 mil viviendas destruidas.

Unos mil 300 bomberos y brigadas aéreas y terrestres de la Corporación Nacional Forestal (Conaf) trabajaban para apagar las llamas en algunos puntos de los cerros de la ciudad portuaria, situada a 120 kilómetros al oeste de Santiago.

El fuego “sigue vivo” en el cerro Ramaditas, un sector que fue desalojado el domingo por la noche luego de que se reactivara el incendio, según los reporteros.

En esa zona, situada en la parte alta de Valparaíso, las llamas destruyeron unas 200 viviendas, según un informe preliminar de la policía de Carabineros.

Otro foco que sigue activo se encuentra en Laguna Verde, un sector forestal situado al sur de la ciudad.

El jefe de operaciones de la Conaf, Alfredo Mascareño, dijo en una entrevista con Radio Cooperativa que el incendio ha arrasado 850 hectáreas y consideró que la extinción completa del fuego podría tardar unos 20 días.

“Éste es un incendio muy especial, que ocurre entre lo urbano y lo forestal”, señalóMascareño, quien destacó que el fuerte viento dificulta los trabajos de extinción.

El responsable de la Conaf aseguró que los medio aéreos con los que cuenta el organismo son suficientes para enfrentar la emergencia y descartó por ahora pedir ayuda a otros países.En Valparaíso, las autoridades y otras organizaciones siguen recolectando y distribuyendo ropa, comida y otros elementos básicos entre los miles de damnificados, muchos de los cuales han pasado la noche en albergues.La ministra de Vivienda, Paulina Saball, dijo hoy que el Gobierno ayudará a las familias que han perdido sus casas para que puedan reconstruirlas en el mismo sitio cuando esto sea posible o que las recolocarán en lugares cercanos.En Santiago, la presidenta de Chile, Michelle Bachelet, está reunida con su gabinete de ministros para definir los próximos pasos a dar.El ministro del Interior, Rodrigo Peñailillo, está siguiendo la lucha contra las llamas en Valparaíso e indicó que se mantendrá la alerta roja hasta que el incendio esté bajo control.Las autoridades, además, han suspendido hoy las clases en todos los recintos educativos de la ciudad.El incendio comenzó la tarde del sábado en un área forestal por causas que aún se investigan y rápidamente se propagó a cinco cerros habitados.No ven indicios de intencionalidadEl ministro chileno del Interior, Rodrigo Peñailillo, dijo que los antecedentes reunidos hasta el momento descartan un origen intencional del incendio.Lo que hemos recibido de las autoridades de emergencia es que no fue intencional”, dijo a los periodistas Peñailillo, que ha estado de forma permanente en el principal puerto chileno a causa del siniestro.Matizó, sin embargo, el ministro que si se comprueba una intencionalidad en el origen del fuego, las autoridades actuarán con todo el rigor de la ley.Si fuera el caso, no les quepa ninguna duda que nosotros vamos a actuar con todos los instrumentos legales que tengamos, pero hasta ahora no tenemos antecedentes para decir algo así”, precisó el ministro, que insistió en que la alerta roja se mantendrá hasta que la situación esté totalmente controlada.En Santiago y numerosas otras ciudades, los municipios e instituciones como la Cruz Roja, comunidades religiosas, organizaciones sociales y partidos políticos realizan campañas de recolección de ayuda para los damnificados.

Por su parte el gobierno chileno destinará en forma inmediata 500 millones de pesos (un millón de dólares aproximadamente), al municipio de Valparaísoasolado por el que ha sido calificado como el peor incendio de su historia, informó ayer el ministro portavoz, Álvaro Elizalde.

“Desde la Subsecretaría de Desarrollo Regional se están traspasando 500 millones de pesos a la comuna de Valparaíso, para paliar las primeras necesidades de la emergencia”, dijo Elizalde tras una reunión del gabinete con la presidenta Michelle Bachelet.

“Es para la emergencia y retiro de escombros, pero no es la única ayuda que se va a dar. Es la primera”, aclaró.

El incendio, que hasta ahora ha causado la muerte de 12 personas y destruido más de 2,000 viviendas, se inició el sábado en un sector forestal del camino La Pólvora. cercano a la ciudad, pero se expandió rápidamente hacia zonas pobladas de varios cerros vecinos.Unos 1,300 bomberos y brigadas de la Corporación Nacional Forestal (Conaf), con apoyo de una docena de helicópteros y aviones cisterna, continúan hoy combatiendo el fuego, que rebrotó en los sectores de Pajonal y Cerro Ramaditas, donde destruyó unas 250 viviendas más.La Conaf anticipó que la tarea de aplacar definitivamente el incendio tardará más de 20 días.Elizalde señaló que el estado de emergencia se mantiene en la zona de Valparaíso, a unos 120 kilómetros de la capital, porque el fuego no ha sido del todo controlado y recalcó que se está efectuando el mayor despliegue del que se tenga registro.”Miles de personas perdieron todo. Estamos hablando de un cuadro francamente dramático”, declaró el ministro.Indicó además que para no desproteger otras zonas del país, se ha pedido a Argentina el envío de aeronaves que apoyen en el control del incendio.Según el Gobierno actualmente hay 1.200 personas en albergues y unas 8.000 personas damnificadas.”Es desolador, pero el Gobierno no los va a dejar solos”, aseguró Elizalde.Esta es la segunda tragedia que golpea a Chile este mes. El 1 de abril un terremoto de 8,2 grados de magnitud impacto a la zona norte del país, dejando seis muertos y dañando también miles de viviendas.




Volver arriba