Opositor es llevado a juicio

Jueces venezolanos niegan la libertad a Leopoldo López

La dirigente opositora María Corina Machado durante una marcha en Caracas a favor de Leopoldo López

CARACAS (AP) .- Un tribunal abrió juicio al líder opositor venezolano Leopoldo López y le negó la libertad condicional mientras es procesado por supuestamente promover hechos violentos, informaron la Fiscalía y sus defensores ayer.

Luego de una maratónica audiencia, que se prolongó más de tres días, la jueza que lleva el caso, Adriana López, determinó que el opositor será sometido a juicio privado de libertad y ratificó los cuatro cargos en su contra, confirmó el abogado Bernardo Pulido, uno de los tres defensores del disidente.

El tribunal capitalino admitió la acusación de la Fiscalía contra López por los delitos de incendio, instigación pública, daños a la propiedad pública y asociación para delinquir y determinó que deberá permanecer recluido en la cárcel militar de Ramo Verde, a las afueras de la capital, indicó el Ministerio Público en un comunicado al respecto.

De ser declarado culpable de los cuatro cargos el dirigente del partido Voluntad Popular podría afrontar una condena de 13 años, 9 meses y una semana de prisión, según estimaciones de la Fiscalía.

Por este caso la jueza también ordenó el enjuiciamiento de dos jóvenes por presuntamente ser autores de los delitos de instigación pública, incendio, daños y asociación ilícita; mientras que otros dos fueron acusados de instigación para delinquir.

“No nos vamos a doblegar, arrodillar, ni silenciar ante un régimen que sencillamente a través del control de las instituciones, la intimidación, la persecución y la amenaza quiere que claudiquemos en una lucha por sencillamente querer vivir mejor”, afirmó el alcalde opositor del municipio capitalino de El Hatillo y dirigente de Voluntad Popular, David Smolansky, al descartar que la decisión contra López debilite su fuerza política.

Smolansky declaró que al dirigente opositor “necesitan tenerlo preso ante esa amenaza que representa para el régimen y sobre todo el liderazgo y la alternativa que representa Leopoldo y Voluntad Popular a millones de venezolanos”.

“Con lo de Leopoldo López están abriendo el precedente para juzgar a cualquiera, frente a esto tenemos que avanzar”, no podemos tener miedo, dijo otro opositor, Freddy Guevara, coordinador político nacional adjunto de Voluntad Popular, al llamar a una concentración el 8 de junio en una plaza del este de la capital para protestar por el proceso contra el líder opositor.

El gobernador del estado central de Miranda y excandidato presidencial Henrique Capriles publicó en su cuenta de Twitter “que la injusticia nos dé más fuerzas para unirnos todos y seguir luchando por ese cambio” y sostuvo que los jueces son “mandaderos” del gobierno.El profesor de Ciencias Políticas de la Universidad Central de Venezuela, Ángel Álvarez,afirmó que no cree que la decisión judicial vaya a producir un cambio importante en los acontecimientos que suceden en el país. Álvarez afirmó que tal vez se dé un impacto entre los seguidores de López que “reaccionarán enérgicamente y protestarán de alguna manera” pero insistió en que no cree que las protestas alcancen mayores dimensiones. Los abogados de López sostienen que durante su presentación de alegatos la Fiscalía General no logró mostrar ninguna evidencia que vincule al opositor con los cuatro delitos de los que se le acusa y los hechos violentos ocurridos el 12 de febrero en el centro de Caracas tras una marcha opositora.”La Fiscalía hizo una acusación sin base, mal ejecutada y temeraria y ahora trata de cambiar de fondo” la demanda, declaró horas antes Roberto Marrero, otro de los defensores de López.Entre los alegatos contra López la Fiscalía incluyó 120 evidencias y 76 testigos, de los cuales 54 son policías judiciales y 15 son funcionarios de seguridad de la Fiscalía.




Volver arriba