Miles nadan en aguas contaminadas de Copacabana

RÍO DE JANEIRO (AP).— Miles de nadadores se lanzaron el sábado a la playa Copacabana en Río de Janeiro para participar en una competencia en mar abierto, pero el acto atrajo también a manifestantes que piden una limpieza de las contaminadas aguas de la ciudad que albergará los Juegos Olímpicos de 2016. Los nadadores de todas las edades, vestidos con trajes elásticos y gorras, participaron en la prueba Rei e Rainha do Mar (Rey y Reina del Mar).

La carrera del sábado, patrocinada por el ayuntamiento de Río, se realizó en la zona sur de Copacabana, donde se disputarán las pruebas de mar abierto y el tramo de natación del triatlón en 2016.

La contaminación del agua ha sido un tema caliente en una ciudad de seis millones de habitantes donde el 70% de las aguas negras no son tratadas y son descargadas en los cuerpos de agua.

Aunque Copacabana usualmente es una de las playas más limpias de Río, no es considerada segura para los bañistas porque ocasionalmente aumentan los niveles de materia fecal. Los niveles de contaminación fecal son tan grandes en algunos sectores, que playas como Botafogo y la Bahía Guanabara, donde se realizarán las pruebas de vela en los Juegos, han sido prácticamente abandonados.

Algunos participantes en la carrera del sábado se quejaron por las condiciones del agua en Copacabana.

“El año pasado, cuando salí, tenía un pañal pegado al traje, y este año había muchas bolsas plásticas por todos lados”, comentó Luan Kawata, un estudiante de 18 años que terminó entre los mejores en la carrera de un kilómetro. “El agua está bastante sucia, y eso es un problema”.

Roberto Pereira Rodrigues, un triatleta de 55 años, se quejó que las lluvias recientes, que usualmente descargan aguas negras y basura al océano, empeoraron las condiciones. “Sucede siempre que llueve”, apuntó.

Activistas del grupo Meu Rio desplegaron una pancarta con el mensaje “íNo queremos seguir nadando en una letrina!”. El grupo pide obras de infraestructura que mejores las condiciones de vida en muchos sectores. Las autoridades de Río han prometido que las aguas de la ciudad estarán limpias para los Juegos.

“La salud y bienestar de los atletas siempre serán nuestra prioridad”, afirmó el gobierno esta semana.




Volver arriba