El Festival Mundial del Choripán reinventa el sándwich tradicional argentino

BUENOS AIRES (EFE).- Miles de argentinos disfrutan hoy del Festival Mundial del Choripán, una muestra de la gastronomía tradicional del país que se ha reinventado para adaptarse a los paladares más exigentes y la nueva cocina internacional con fórmulas como el “chori con chimi molecular” o el “chori vegano”.

El sándwich homenajeado es uno de los más famosos de todo el país, consistente en un pan de estilo francés con un chorizo asado dentro

El sándwich homenajeado es uno de los más famosos de todo el país, consistente en un pan de estilo francés con un chorizo asado dentro, al que se suele añadir una salsa, y que se vende en toda la geografía argentina, normalmente en pequeñas parrillas ambulantes.

El evento se celebra en el Parque Sarmiento, en la ciudad de Córdoba, al noroeste de Buenos Aires, como forma de “homenajear a los choripaneros” del municipio, que están “día a día ofreciendo su comida a trabajadores y turistas que visitan la ciudad”, explicó a Efe Magdalena Novillo, de la Secretaría de Cultura cordobesa.

El encuentro está pensado como un evento familiar, por lo que “al lado de cada carro de choripanes hay un tablón, para que todos podamos sentarnos a la mesa y disfrutar juntos de la comida, como buenos vecinos”, añadió Novillo.

La Secretaría de Cultura municipal es la encargada de organizar el festival, como parte del programa para apoyar al sector gastronómico cordobés iniciado en 2012, que pretende “posicionar los principales productos regionales para crear marcas de calidad”.

En ese mismo año, Córdoba vivió el llamado “affaire Mestre-Choripaneros”, después de que el alcalde de la ciudad, Ramón Mestre, se viera envuelto en una polémica por una ordenanza municipal que obligaba a los vendedores ambulantes a registrarse para poder vender bocadillos durante el día.

A este encuentro, el primero del programa gastronómico planeado por la ciudad para 2014, están invitados todos los vendedores que quieran acercarse, con sus carros repletos de panes y chorizos, pero el gran atractivo son las casetas de “Choris Gourmet”, ofrecidos por varios restaurantes cordobeses.

Por ejemplo, los locales Juan Griego e Inocencio, que comparten carpa, ofrecen “chori con chimi molecular”, que Novillo describió como “una pelotita que te metes en la boca y te van a explotar todos los sabores del chimichurri (una de las salsas típicas argentinas).”

Otras propuestas son uno árabe, con carne de kebab y aderezos como puré de garbanzos o berenjenas y otro con hongos de pino, champiñones y salsa criolla, precocinado al horno y terminado a las brasas.

Las personas que no deseen comer carne también pueden probar una versión “vegana” del sándwich, que incluye un relleno de productos vegetales con las especias típicas que le dan el sabor al chorizo, y también hay una versión sin gluten para celíacos.

“Todos estos restaurantes estaban trabajando con nosotros en otros eventos, como la Semana Gourmet, y pensamos que podrían sumarse a este también, se lo preguntamos y aceptaron”, comentó Novillo.

Los choripanes tradicionales se venden a 25 pesos (unos tres dólares), mientras que los “premium” cuestan 35 (4,3 dólares).

Pero el festival no se limita únicamente a la comida, sino que cuenta con diversas actuaciones de humoristas, teatros familiares y grupos musicales.

Entre los artistas invitados están Juan Martín Medina, creador de la canción “Conocí el choripán”, descrita como “un cuarteto existencialista metafísico” sobre el popular sándwich, y Adrián Gómez, humorista ganador de varios premios Martín Fierro de la televisión argentina, que actuará de conductor del evento.

La ciudad de Córdoba espera que el festival también ayude a mejorar las relaciones entre los vecinos, porque la mejor forma de hacer amigos en Argentina siempre es sentados alrededor de unos buenos choripanes. – Por Víctor Ventura

Etiquetas:,