Definirá situación económica la política venezolana en 2014

 

Por Rodolfo Rivera

CARACAS (Notimex).- La capacidad del presidente venezolano Nicolás Maduro para afianzarse en el poder tras la muerte del mandatario Hugo Chávez, en medio de problemas económicos, marcará el acontecer político del 2014 en el país, afirmaron hoy analistas.

El politólogo John Magdaleno dijo a Notimex que “el año que viene el gobierno debe encarar una situación de alta inflación potencial, de hecho ya la tiene, por lo que economistas pronostican alta escasez y una devaluación, al tiempo que se habla de controles adicionales”.

El también director ejecutivo de la consultora firma Polity recalcó que tras sortear dos elecciones municipales y las dificultades económicas de este año, Maduro todavía necesita afianzarse en el poder tras la muerte de Chávez, considerado su ‘padre político’.

“Es cierto que Maduro ha sorteado satisfactoriamente un año complejo, en el que tuvo que lidiar con la muerte de Chávez y una realidad económica compleja, pero concluir que el chavismo está consolidado ahora no es sólo prematuro, sino inexacto”, advirtió.

Magdaleno comentó en ese sentido que “si Maduro no introduce cambios significativos en sus esquemas de política económica, los problemas de inflación y escasez se pueden agravar”, lo que debilitaría su posición como jefe de Estado e incrementaría el malestar social.

Economistas locales anticipan que Maduro tomará medidas económicas importantes el año venidero, dado que las próximas elecciones en el horizonte están pautadas para finales de 2015, cuando se elegirá una nueva Asamblea Nacional (Congreso unicameral).

La ventaja electoral que tendría Maduro es el sistema que Chávez le dejó como herencia, que algunos analistas califican de “híbrido” entre democracia y autocracia, en el que se realizan elecciones pero en condiciones favorables al partido de gobierno.

‘Se conservan algunos rituales de la democracia, pero introducen serias alteraciones, como la sustancia del proceso democrático, es decir, se conservan las elecciones pero las condiciones en las que se produce la competencia son cada vez más desequilibradas”, dijo.

En un contexto con poco espacio en la prensa y menos recursos, la oposición “debe hacer una revisión integral de su estrategia y de su organización” para mejorar el trabajo de base, así como promover mejor la visión de país que desea, concluyó Magdaleno




Volver arriba