Tercera explosión junto a la Universidad de El Cairo

 

EL CAIRO (EFE).- Un nuevo artefacto casero, el tercero en la jornada de hoy, explotó en los alrededores de la Universidad de El Cairo, informaron a Efe testigos presenciales del atentado y fuentes de seguridad.

El artefacto estalló justo al lado de las ambulancias y de los vehículos policiales que se habían desplazado a las inmediaciones de la Facultad de Ingeniería de dicha universidad tras los dos estallidos anteriores.

“La policía estaba dispersando a los curiosos y los había agrupado junto a los periodistas en una rotonda cuando, justo delante, se produjo una explosión relativamente pequeña, al lado de las ambulancias y de los furgones de la policía”, agregó un testigo.

Por su parte, una fuente de seguridad señaló que esa tercera bomba fue probablemente activada por control remoto, mientras la policía efectuaba redadas en la zona.

Tras el estallido, que levantó una columna de polvo y humo de unos veinte metros, los presentes abandonaron a la carrera el lugar, en medio del pánico y la confusión.

Poco antes de este nuevo atentado, el general Tarek al Mergaui, jefe de la Policía en el sector oeste de Guiza (oeste de El Cairo) murió y cinco oficiales resultaron heridos al estallar dos bombas de fabricación casera junto a un puesto policial.

Según indicó el Ministerio del Interior en un comunicado, los heridos han sido trasladados, algunos de ellos en estado grave, al cercano hospital de Aguza.

En otro ataque contra las fuerzas de seguridad, unos encapuchados que se trasladaban en moto lanzaron ácido contra dos suboficiales de la Policía en la provincia de Al Fayum, al sur de El Cairo.

Los agentes sufrieron quemaduras en el rostro y en el cuerpo, agregó la agencia oficial Mena.

Ante esta situación, el primer ministro Ibrahim Mehleb convocó una reunión del comité de seguridad del Gobierno para abordar los últimos ataques.

Los servicios de seguridad han cortado todos los accesos a la plaza Al Nahda, junto al lugar de la explosión, que fue escenario de una acampada de islamistas tras el golpe militar contra el presidente Mohamed Mursi, dispersada con violencia por las fuerzas de seguridad en agosto pasado.

La Universidad de El Cairo, situada en Guiza, es escenario frecuente de protestas de los partidarios del depuesto presidente islamista Mursi que han derivado en violentos enfrentamientos con la policía.

Desde el derrocamiento de Mursi, el 3 de julio pasado, han aumentado los ataques armados contra los miembros de la Policía y el Ejército en todo el país.




Volver arriba