Protestan por cuarentena

Protestan por cuarentena

Varios heridos en un barrio aislado por brote de ébola

1_210814p8int3photo01

MONROVIA (EFE).- Varias personas resultaron heridas en enfrentamientos que se registraron ayer entre la Policía y los habitantes de un suburbio de Monrovia, Liberia, después de que las autoridades pusieran en cuarentena esta área como medida para contener la propagación el virus del ébola.

Los residentes del suburbio de West Point salieron a la calle para protestar contra la medida gubernamental que, a su juicio, sólo causa nuevas dificultades en la ya complicada situación por la que atraviesa la comunidad.

Según relataron algunos testigos, los vecinos de West Point lanzaron piedras contra los agentes de seguridad desplegados en la zona para evitar que nadie entrara ni saliera del área.

Para reprimir la protesta, la Policía golpeó a manifestantes, entre los que habían varios niños, medida que arrojó varios heridos.

El portavoz de la Policía, Sam Collins, declinó pronunciarse al respecto.

El martes la presidenta de Liberia, Ellen Johnson Sirleaf, declaró el toque de queda en el país para luchar contra el brote de la enfermedad.

Además, puso en cuarentena los barrios de West Point y Dolo Town, en Margibi, a una hora de la capital.

De acuerdo con declaraciones de los residentes de West Point, la cuarentena está afectando negativamente la vida de la comunidad, ya que los negocios se están viendo resentidos por primera vez desde que surgió el brote.

Por ejemplo, explicaron, algunos vendedores que tenían sus mercancías fuera del área puesta en cuarentena no han podido trabajar.

Otra de las quejas de los vecinos es la falta de alimentos, de modo que algunas organizaciones ya empezaron a mandar suministros.

En los últimos días, este suburbio de la capital liberiana ha sido escenario de diversos incidentes, como el del pasado fin de semana, cuando un grupo de residentes asaltó un centro de aislamiento de la zona.El ministro de Información, Lewis Brown, señaló que el saqueo provocó que 37 enfermos de ébola escaparan presas del pánico, lo que generó una gran alarma en la capital liberiana ante el alto riesgo de propagación del virus.No obstante, el ministro explicó que ya se había localizado a 17 de estos enfermos y que las autoridades liberianas seguían buscando al resto de pacientes desaparecidos.

Según el último recuento divulgado ayer por la Organización Mundial de la Salud (OMS), desde que se inició la epidemia ha cobrado la vida de 1,350 personas y 2,473 han sido infectadas en África.

De estos decesos, 95 se registraron en Liberia, donde la situación es más grave y se considera que es vital contener la propagación del virus, que también afecta a Guinea Conakry, Sierra Leona y Nigeria.

El dato actualizados, según la información recibida por la OMS de las autoridades sanitarias de los países afectados, refleja que los casos de ébola se han incrementado hasta los 2,473, de los cuales 972 fueron en Liberia y 907 en Sierra Leona.Se considera que en estos dos países, que acumulan 576 y 374 muertes, respectivamente, la transmisión del peligroso virus es alta.En Guinea Conakry, con 579 personas infectadas, de las que 396 han muerto, el ritmo de transmisión ha disminuido gracias al nivel de sensibilización que se ha logrado entre la opinión pública y a “soluciones” que la OMS considera “innovadoras”.En Nigeria, la situación es estable con 15 casos y cuatro fallecidos.

Por otra parte, la OMS informó que está realizando importantes esfuerzos de comunicación con compañías y organizaciones que negocian en África, pues le preocupa la decisión de ciertas firmas de suspender sus servicios a los países donde hay casos de la enfermedad.

Mencionó, en particular, los casos de aerolíneas y compañías de cargo, que con ese tipo de medidas están generando que estos países empiecen a experimentar escasez de bienes básicos, incluidos alimentos y combustibles.

La OMS y el Programa Mundial de Alimentos, el principal brazo humanitario de la ONU, emprendieron una operación para suministrar alimentos a un millón de personas en las cuatro localidades de Guinea, Sierra Leona y Liberia puestas recientemente en cuarentena.

Esto, sin embargo, no cubre todas las necesidades, pues son 1.3 millones de personas las que necesitan recibir alimentos en las zonas más afectadas por el ébola, según una evaluación del PMA.Una vez más, la OMS insistió en que debe entenderse que el virus del ébola no se transmite por el aire y que las personas se infectan por contacto directo con fluidos corporales.Se trata de la saliva, la sangre, el vómito o la diarrea de una persona que ha sido confirmada como un caso de ébola o que ha muerto por esta enfermedad.Además, una persona que ha contraído el virus sólo puede contagiar una vez que empieza a mostrar síntomas del mal y no durante el periodo de incubación.




Volver arriba