Prestos para el sufragio

Llegan a su fin en Sudáfrica las campañas políticas

Una seguidora del partido oficial en Sudáfrica, ayer en un mitin

JOHANNESBURGO (EFE) .- Los partidos sudafricanos cerraron ayer la campaña electoral, a tres días de que el país celebre por quinta ocasión comicios democráticos de su historia.

El gran acto del día lo protagonizó el gobernante Congreso Nacional Africano (CNA), que llenó el estadio FNB de Soweto en Johannesburgo, con cerca de 100,000 seguidores.

La demostración de fuerza del partido oficialista, al que encuestas publicadas ayer otorgan un 63% de los votos, un porcentaje ligeramente inferior al 65.9% que cosechó en 2009, se vio deslucida por algunos silbidos a su líder, el presidente y candidato a la reelección, Jacob Zuma.

“Nos hemos reunido aquí hoy, después de una campaña emocionante y vibrante, para decirle al país y al mundo entero que el CNA está preparado para llevar a Sudáfrica hacia delante”, dijo Zuma durante su discurso, criticado por los expertos por aburrido y farragoso y que vació el estadio antes de que el presidente acabara de hablar.

En medio de las acusaciones de ineficiencia y corrupción, el polémico Zuma es la principal carta para que suba posiciones el primer partido de la oposición, la Alianza Democrática (DA), que obtendría, según las encuestas un 23% de los apoyos, un 7% más que hace cinco años.La DA celebró su último acto de campaña también en Soweto, donde unos 8,000 seguidores acudieron a un concierto electoral en el que participó su líder nacional y candidata presidencial, Helen Zille.Dirigentes de la DA han denunciado ataques organizados con piedras contra sus autobuses por parte de simpatizantes del CNA.El tercer gran acto de ayer tuvo lugar en el estadio Lucas Moripe de Pretoria, donde el líder de los recién creados Luchadores por la Libertad Económica (EFF), Julius Malema, prometió a los seguidores que llenaban el campo la nacionalización de las minas y trabajo y educación superior para todos.Ex líder de las Juventudes del CNA, Malema ha sido, a sus 33 años y con su estilo populista y agresivo, el gran protagonista de la campaña, aunque las últimas encuestas rebajan a la mitad el 10% de apoyos que los expertos le pronosticaron inicialmente.Sudáfrica irá a las urnas por quinta vez desde la caída del régimen segregacionista del “apartheid”, cuando se cumplen 20 años del establecimiento de la democracia no racial.El país celebra también el 7 de mayo elecciones a los parlamentos de sus nueve provincias.La DA aspira a mantener su robusta mayoría en la provincia del Cabo Occidental y a poner en apuros el dominio de Gauteng, motor económico del país y en la que se encuentran Johannesburgo y Pretoria.




Volver arriba