Obama y Raúl Castro se estrechan la mano

1 / 2


El presidente estadounidense, Barack Obama (i), saluda su homólogo cubano, Raúl Castro, durante el servicio religioso oficial del expresidente sudafricano Nelson Mandela en el estadio FNB de Soweto en Johannesburgo.—(EFE)
Imagen capturada de la televisión sudafricana SABC TV del presidente estadounidense Barack Obama (izda) saludando a su homólogo cubano Raúl Castro, durante el servicio religioso oficial en memoria del fallecido expresidente sudafricano Nelson Mandela, en el estadio FNB de Soweto, Johannesburgo, Sudáfrica.—(EFE/SABC TV)


JOHANNESBURGO, Sudáfrica (AP).— El presidente estadounidense Barack Obama y su homólogo cubano Raúl Castro se estrecharon la mano el martes durante las honras fúnebres de Nelson Mandela, gesto que generó conjeturas de un posible acercamiento entre los líderes de dos enemigos de la Guerra Fría.

El breve encuentro se produjo durante una ceremonia centrada en el legado de reconciliación del ex presidente sudafricano.

Obama saludó a varios líderes mundiales y jefes de Estado que asisten al funeral en Johannesburgo, antes de pronunciar su propio elogio en el que exhortó a una joven generación a hacer suya la obra de Mandela.

Más de medio siglo después que Washington cortó relaciones diplomáticas con La Habana, tales gestos entre los líderes de ambos países han sido sumamente inusuales. Los funcionarios estadounidenses suelen esforzarse por evitar cualquier encuentro con líderes cubanos, incluso al pasar junto a ellos.

Camino del podio, Obama también saludó a la presidenta brasileña Dilma Rousseff con un beso en la mejilla. Meses atrás, Rousseff canceló una visita de estado a Washington, furiosa por las revelaciones de que la Agencia de Seguridad Nacional vigilaba sus comunicaciones.

Estados Unidos y Cuba han dado recientemente pequeños pasos hacia un acercamiento político, lo que ha aumentado las esperanzas de que las dos naciones puedan estar cerca de un momento histórico en sus relaciones.

Pero los escépticos advierten que los dos países han mostrado señales de acercamiento en el pasado para luego regresar a las recriminaciones.

En 2009, Obama provocó repercusiones al estrechar la mano del entonces presidente venezolano Hugo Chávez en la Cumbre de las Américas.- Por JULIE PACE

Etiquetas: