Francia desplega 1,600 soldados en la República Centroafricana

PARÍS (EFE).- El presidente francés, Francois Hollande, anunció hoy que al término de la jornada 1,600 soldados franceses se habrán desplegado en la República Centroafricana para detener las masacres que se están produciendo en ese país entre partidarios del ex mandatario François Bozizé y de su sustituto, Michel Djotodia.

Cuando la intervención francesa en la República Centroafricana se inició el jueves por la tarde, Francia tenía allí 600 soldados, una cifra que había pasado a ser de un millar ayer y que aumentará hasta 1,600 hoy, una cifra que se mantendrá “tanto tiempo como sea necesario”, señaló Hollande en conferencia de prensa, al término de la cumbre franco-africana celebrada en París.

Hollande señaló que con esos efectivos, y con los 2,200 soldados de la misión internacional africana, se va a poner coto a las masacres, que hoy ya se habían reducido mucho, después de los 300 muertos que hubo en la jornada del jueves.

Avanzó que en una segunda fase, el objetivo de la operación será “desarmar a todas las milicias y a todos los grupos que aterrorizan a la población”, a lo que seguirá una tercera para que las autoridades retomen el control del territorio y asuman la protección de la población.

Por último, se deberán celebrar unas elecciones “libres y pluralistas”, como en Mali, donde Francia lanzó una operación a comienzos de año para desalojar a los yihadistas que controlaban el norte del país.

Hollande señaló algunas diferencias con Mali, en particular que en la República Centroafricana “no se trata de luchar contra el terrorismo”.

No obstante, también aludió algunos paralelismos, como que “hay que golpear fuerte rápidamente”.

La pasada madrugada llegaron en avión a Bangui, la capital de la República Centroafricana, alrededor de 300 soldados franceses procedentes de Libreville.

Por otro lado, una columna de un centenar de vehículos entró en la República Centroafricana desde territorio camerunés.

Al término de la cumbre franco-africana, Hollande reunía esta tarde en París una mini-cumbre informal con algunos de los participantes en la primera y dedicada específicamente a la crisis en la República Centroafricana.




Volver arriba