Ciudadanos siguen el velatorio ante el juzgado que condenó a Mandela

 

PRETORIA (EFE).- Los ciudadanos de Pretoria se reunieron hoy para seguir el velatorio de Nelson Mandela a través de pantallas gigantes instaladas frente al Palacio de Justicia donde el expresidente pronunció en 1961 el discurso que le condenaría a pasar 27 años de cárcel.

“Es un ideal que espero vivir y conseguir. Pero, si es necesario, es un ideal por el que estoy dispuesto a morir”, fue el alegato de Mandela en el Juicio de Rivonia de abril de 1964, tras el cual fue condenado a cadena perpetua y confinado en la prisión de Robben Island hasta febrero de 1990.

El proceso se desarrolló en el Palacio de Justicia de la capital sudafricana, ubicado en Church Square, plaza donde decenas de personas atendían por televisión los actos en honor a Mandela, que hoy vuelven a tener su epicentro en la capilla ardiente instalada en la sede del Gobierno, a varias manzanas de distancia.

A primera hora de la mañana, familias y amigos miraban las pantallas instaladas en torno a la escultura del expresidente “afrikáner” Paul Kruger.

Echados en el césped o en las sillas de plástico en las dos carpas instaladas, ciudadanos de Pretoria comentaban la retransmisión del velatorio de Mandela por la cadena pública sudafricana, la SABC.

Mientras, numerosos grupos de visitantes cruzaban la plaza, custodiada por las banderas sudafricanas a media hasta, en su camino hacia los Union Buildings, donde pueden visitarse por segundo día consecutivo los restos mortales de Madiba, como se conoce cariñosamente a Mandela.

Durante el juicio de Rivonia, en noviembre de 1963, Mandela fue acusado junto a otras ocho personas de conspiración para derrocar al Gobierno y el 12 de junio de 1964 fueron condenados a cadena perpetua.

El 11 de febrero de 1990 -tras arduas negociaciones con el Gobierno, que quería que renunciara a la violencia- fue liberado después de 27 años encarcelado.




Volver arriba