Autodefensas matan a miembros Boko Haram

Un grupo de mujeres kenianas exige la liberación de los cientos de estudiantes secuestradas en Nigeria.- (AP)

MAIDUGURI, Nigeria (EFE).- Grupos vecinales de autodefensa mataron a entre cien y 200 miembros de la secta radical islámica Boko Haram en una emboscada en el norte de Nigeria, informaron fuentes políticas y residentes del Estado de Borno.

Un diputado de Borno confirmó el ataque al rotativo nigeriano “Daily Trust”, sin desvelar su identidad.

Jóvenes del distrito de Kala-Balge, en Borno, se organizaron el pasado miércoles para atacar a miembros del grupo radical, que secuestró a más de 200 niñas en una escuela de este mismo Estado del norte del país desde hace un mes.

Los grupos vecinales organizaron la ofensiva tras conocer que miembros de Boko Haram iban a atacar la localidad de Rann, capital de la región, y otros municipios cercanos.

“Los aldeanos lograron proteger sus viviendas de los atacantes. Mataron a unos 200 miembros de la secta y muchos otros escaparon con heridas graves”, según el político.

Pertrechados con arcos y flechas, dagas y machetes, los residentes causaron un gran número de bajas entre los fundamentalistas.

“Fue una dura batalla. Eran cientos de atacantes que llegaron en camiones y estaban muy bien armados. Pero triunfamos”, comentó a Efe uno de los líderes de la milicia vecinal, Umaru Siddiq, en conversación telefónica.

“No conté el número de muertos, pero otros que sí lo hicieron me dijeron que eran más de cien”, apuntó.

Los vecinos también se apoderaron de 70 motocicletas, dos camiones y un vehículo blindado en los que llegaron los hombres de Boko Haram, dos de los cuales fueron capturados.

Era la segunda vez que los grupos vecinales repelen un ataque de los insurgentes de Boko Haram a Rann y las aldeas de los alrededores.

Meses atrás, la resistencia opuesta por los residentes también forzó la retirada de Boko Haram, cuando los rebeldes intentaron atacar la zona de Kala-Balge.

Este distrito está próximo a Gamboru-Ngala, localidad próxima a la frontera con Camerún donde hombres armados de la secta radical mataron a más 300 personas y volaron un puente que servía de paso fronterizo la pasada semana.

Los grupos de autodefensa comenzaron a organizarse en Borno tras comprobar que las tropas desplegadas por el Ejército nigeriano en la zona, tras la imposición del estado de emergencia el pasado año, ha sido incapaz de protegerlos.

El Parlamento de Nigeria votará hoy sobre la petición del presidente, Goodluck Jonathan, de prorrogar seis meses la declaración de emergencia en los Estados de Adamawa, Borno y Yobe, principales áreas de acción de Boko Haram.

Boko Haram lucha por imponer su interpretación de la “sharía” o ley islámica en Nigeria -país de mayoría musulmana en el norte y predominantemente cristiano en el sur- y mantiene una sangrienta campaña armada que ha causado más de 3,000 muertos desde 2009.




Volver arriba