Juan Pablo II es ahora el patrono

La parroquia de Xoclán tiene otro nombre desde hoy

1 / 3


Monseñor Emilio Carlos Berlie Belaunzarán recibe la reliquia de Juan Pablo II al comenzar la misa de la vigilia de canonización, en Xoclán
A la derecha, Karen Ferrer Escalante, quien celebró sus 15 años en la ceremonia, de la que se aprecia otra imagen sobre estas líneas


El cariño y la devoción al papa Juan Pablo II se manifestaron anoche nuevamente en esta ciudad en la ceremonia eucarística que presidió el arzobispo de Yucatán, monseñor Emilio Carlos Berlie Belaunzarán, en la explanada de la iglesia parroquial de San Pedro Apóstol, horas antes de que fuera canonizado el beato polaco con el pontífice italiano Juan XXIII.

La misa fue celebrada en el mismo altar de Xoclán en el que Juan Pablo II presidió la Eucaristía en su histórica visita a Yucatán en 1993.

Quince mil personas acudieron a la vigilia, en la que monseñor Joaquín Vázquez Ávila, vicario general de la Arquidiócesis, leyó el decreto por el que San Pedro Apóstol se llamará a partir de este domingo San Juan Pablo II, en atención a la solicitud presentada en ese sentido por el padre párroco Justo Ceballos Uc a nombre de los fieles.

Se informó que la fiesta patronal quedó establecida para el 22 de octubre, fecha en que Juan Pablo II inició formalmente su pontificado.

Las actividades de la vigilia comenzaron antes de las 7 e incluyeron un “flashmob” a cargo de varias decenas de integrantes de la Pastoral Juvenil, que bailaron “El pescador”, entre otras canciones; proyecciones sobre la vida y obra de Juan Pablo II y Juan XXIII, adoración a Cristo y procesión con el Santísimo.

La Eucaristía se inició con una procesión encabezada por una reliquia de Juan Pablo II consistente en un pequeño lienzo con pigmento de la sangre del Papa. Luego fueron presentados como signos de los papas santos los documentos del Concilio Vaticano II, el Código de Derecho Canónico y el Nuevo Catecismo de la Iglesia Católica.

El Arzobispo de Yucatán concelebró con monseñor Vázquez Ávila y los presbíteros Melchor Trejo Alvarado y Fernando Sacramento Ávila, vicarios episcopal del Clero y de la Pastoral, respectivamente, entre otros sacerdotes. En la homilía, el prelado dijo que en este sitio “Dios visitó a su pueblo” en la persona del nuevo santo.

De Juan XXIII recordó que fue el Papa que conmovió al mundo por la afabilidad de su trato, que reflejaba la bondad de su corazón. “Los designios divinos han querido que la canonización uniera a dos Papas que vivieron en épocas históricas muy diferentes, pero que están unidos, más allá de las apariencias, por muchas semejanzas en el plano humano y espiritual”.

“¡Cuántas personas fueron conquistadas por la sencillez de su corazón, unida a su amplia experiencia! Con ese espíritu convocó el Concilio Ecuménico Vaticano II, con el que inició una nueva página en la historia de la Iglesia”.

El Arzobispo dijo de Juan Pablo II que su “figura amada y venerada” resplandece hoy “ante los ojos, bajo la luz espiritual de Cristo resucitado”.

“Su nombre se añadirá al de santos y beatos que él proclamó durante sus casi 27 años de pontificado, recordando con fuerza la vocación universal a la medida alta de la vida cristiana, a la santidad”.”Karol Wojtyla sabía que la Virgen María es la imagen y modelo de santidad para todos los cristianos y para la Iglesia entera. Esta visión teológica es la que el beato Juan Pablo II descubrió de joven y después conservó y profundizó toda su vida”.”Con su testimonio de fe, de amor y de valor apostólico, acompañado de una gran humanidad, Juan Pablo II ayudó a los cristianos a no tener miedo de llamarse cristianos, de hablar del Evangelio”.- Claudia Sierra Medina

Vigilia | Santos

La vigilia fue una fiesta que congregó a creyentes de varios poblados de Yucatán .

Reliquia

El lienzo está bajo custodia del padre Jorge Carlos Menéndez Moguel, párroco de Juan Pablo II, en Las Américas. Llegó a Mérida por gestiones de un grupo de feligreses ante el Vaticano.

EstampasEn la celebración se repartieron estampas de los nuevos santos.MilagroMonseñor Berlie recordó el milagro de Juan Pablo II en Floribeth de Fátima Mora Díaz, quien sufrió un derrame cerebral en abril de 2011 y recobró la salud por intercesión del beato.MúsicaEl ministerio de alabanza Deus Yasha armonizó la vigilia.

Asistentes

Entre ellos estuvieron el alcalde Renán Barrera Concha y esposa Diana Castillo Laviada; Celia Rivas Rodríguez, fiscal general del Estado, y Víctor Caballero Durán, secretario de Gobierno.

Aniversarios

Karen Ferrer Escalante celebró sus 15 años y los señores Felipe Neri Méndez y Evangelina Domínguez Viana, sus 50 años de matrimonio.

Etiquetas: