Proclama a nueva reina

El Club Campestre da la bienvenidaa Regina Cámara

1 / 7


María Regina Cámara Ríos, reina 2014 del Club Campestre, con María Lorena González Zentella, María Cristina Rodríguez Sahuí, Elizabeth Capetillo Camelo, Andrea Lizarraga López, María Cristina Cervera Cámara, María José Sélem Campos, Linette Herrera David, Cinthya Escalante Álvarez, Abril Fernanda Rivero Ricalde, Viridiana Gamboa Figueroa y María Lorena Ruiz Pérez, mencionadas de izquierda a derechasw
Arriba y junto a estas líneas, María Regina y María Cecilia -quienes aparecen juntas a la izquierda- con sus padres, señores Patricio Cámara Villamil y Juan Francisco Molina Casares
La familia de María Cecilia: padres Juan Francisco Molina Casares y Claudia Eugenia Combaluzier Medina de Molina, y hermanos Rodrigo, Claudia y Francisco
La familia de María Regina: padres Patricio Cámara Villamil y Mónica Ríos Pintado de Cámara, y hermanas María José y Mónica


A menos de una hora de concluir 2013, María Regina Cámara Ríos fue proclamada reina del Club Campestre para el ejercicio de 2014, en el tradicional baile de debutantes de la sociedad.

Unas 1,500 personas, número similar al del año pasado, fueron testigos de la lectura del laudo de proclamación de la soberana, quien se presentó en sociedad junto con otras 31 señoritas.

El Gran Salón del Campestre lució elegante, modernista decoración, en colores oro y beige, que sirvió de marco a la solemne ceremonia, que comenzó en punto de las 10:30 de la noche.

Como dicta el protocolo, primero se presentó a la reina saliente, María Cecilia Molina Combaluzier, quien, acompañada de su padre, señor Juan Francisco Molina Casares, recorrió la pista a los acordes de “Sanctuary of the Heart”, tema interpretado por la Royal Philharmonic Orchestra. Su vestido, en color azabache y de escote palabra de honor, fue confeccionado con amplia falda de gasa de seda plisada, guirnalda de arabescos a la cintura con profusión de cristales de Swarovski y lazada de cinta española en color uva dibujando la cintura, diseño de Luis Briceño.

María Cecilia dirigió un mensaje de despedida, en el que agradeció a Dios, por considerar que sin su ayuda no habría podido avanzar en el año que terminó. También se refirió a sus padres, señores Molina Casares y Claudia Eugenia Combaluzier Medina de Molina: “No tengo palabras para agradecerles todo lo que hicieron por mí. A ti, papá, gracias porque sé el esfuerzo que hiciste por mí. A ti, mamá, la palabra gracias no es suficiente para reconocer todo tu esfuerzo, paciencia, dedicación y cariño”.

Los agradecimientos se extendieron a otros familiares, amigos, directivos y personal del club. Dijo que fue “un año maravilloso y especial” para ella y su familia, en el que aprendió mucho, superó temores y se sobrepuso a retos que no pensaba superar.

“Disfruté al máximo cada baile, cada evento; esto me permitió conocer y apreciar más a mi club y al excelente equipo de personal que lo conforma”, expresó.

A María Regina le aconsejó disfrutar cada momento de su reinado. “Estoy segura que lo harás muy bien, gózalo con tus amigas y amigos, con tus padres y familiares; sabes que cuentas conmigo en todo momento”.

Enseguida, el maestro de ceremonias, Sergio Cruz Ruiz, subgerente del Club Campestre, anunció el comienzo del desfile de debutantes, cuando el reloj ya marcaba las 10:37. Las 31 jóvenes que acompañaron a María Regina recorrieron la pista del brazo de sus padres, con excepción de una, que lo hizo con su tío.

Diseños

Las debutantes lucieron en su mayoría vestidos confeccionados en shantung de seda, de escote corazón y palabra de honor, mangas de encaje y, en muchos casos, aplicaciones de pedrería en la parte superior, falda y cintura. La presentación se prolongó hasta las 11, cuando se anunció la entrada de la nueva soberana, hija de los esposos señores Patricio Cámara Villamil y Mónica Ríos Pintado. La música de “‘Bugler’s Dream’ Olympic Fanfare and Theme”, interpretada por la Boston Pops Orchestra, se escuchó al salir al escenario.

La soberana 2014 lució un vestido de encaje de soutache francés de plata bordado con cristales a juego con el vestido, de color marfil, diseñado y confeccionado por Alexei Quintal con un corte clásico y romántico, de escote ilusión, ceñido a la cintura con cinto de mikado de seda que remataba con un lazo en el escote de la espalda.

Complementó su atavío con aretes y collar de brillantes, recuerdo de familia, y tiara de finos cristales.

María Regina, acompañada de su padre, recorrió la pista al compás del tema principal de “The Princess Diaries”, de John Debney.

Después, María Cecilia entregó a María Regina la pulsera que será símbolo de su reinado.

Arturo Millet Molina, presidente del club, dio lectura al laudo de proclamación de la soberana. Después se dio la despedida a María Cecilia, quien bajó del escenario acompañada del señor Millet Molina, para luego ser recibida en medio de la pista por su padre y, de esta manera, dar por finalizado su reinado.- Iris Ceballos Alvarado y Claudia Sierra Medinaw

Velada | Aspectos

La Night Club Orquesta y el grupo Taxco amenizaron la fiesta de bienvenida a 2014.

Bebidas

La carta de bebidas estuvo compuesta por champañas Moet & Chandon Néctar Imperial ($1,400) y Moet & Chandon Brut ($1,300); whiskies Johnnie Walker Black Label ($1,100), Buchanan’s de Luxe ($1,100) y Chivas Regal ($1,000); tequilas Don Julio Reposado y Herradura Reposado ($850); ron Bacardí Solera ($800) y Bacardí Blanco ($700); vodkas Absolut ($800) y Smirnoff ($700), y vino tinto Viña Alberdi ($400).




Volver arriba