El homenaje a Gabriel García Márquez

1 / 15




Luego de poco más de cinco horas, entre discursos, música, condolencias, flores y mariposas de papel amarillo, la urna con las cenizas del escritor Gabriel García Márquez (1927-2014) abandonó el Palacio de Bellas Artes, donde esta noche el creador de ‘Macondo’ recibió un homenaje encabezado por los presidente de México y Colombia, Enrique Peña Nieto y Juan Manuel Santos, respectivamente.

Sencilla, emotiva, armoniosa y tapizada por decenas de flores amarillas, en su mayoría rosas, la ceremonia reunió, además, a amigos, familiares, intelectuales y personalidades del quehacer político, quienes corearon, en reiteradas ocasiones, el nombre del Premio Nobel de Literatura 1982.

Al homenaje, también se dieron cita los lectores y admiradores del guionista y editor colombiano, a fin de despedirlo; ellos pasaron por algunos instantes frente a la urna de madera en color caoba oscuro.

A pesar de los pocos segundos que permanecieron en el vestíbulo, muchos de sus seguidores aprovecharon la oportunidad para capturar el momento con la cámara de su celular, y llevarse de esta manera un último recuerdo del autor de ‘El coronel no tiene quien le escriba’.

Angeles Mastretta, Myriam Moscona, Homero Aridjis, Felipe Garrido, Adolfo Castañon y José María Espinasa fueron otros de los escritores que se dieron cita en el Palacio de Mármol, además de Silvia Lemus, viuda del escritor Carlos Fuentes (1928-2012), quien también acudió a dar el pésame a la familia.

Música de cámara y vallenato amenizó el acto, en el cual amigos y familiares, así como autoridades culturales y gubernamentales de México y Colombia, montaron guardias de honor.

Los aplausos resonaron en el máximo recinto cultural del país, cuando Mercedes Barcha se levantó de su asiento e hizo una segunda guardia de honor, acompañada de sus nietos e hijos, Rodrigo y Gonzalo, quienes por instantes sonrieron al igual que su madre.
Otro de los momentos emotivos fue cuando un grupo de siete mujeres, encabezado por María Cristina García Cepeda, titular del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), y la escritora Angeles Mastretta, rodearon la urna de Gabo para, con un fuerte soplido, esparcir pétalos de rosas sobre ésta.

En el primer piso del Palacio de Bellas Artes, teniendo como testigos los murales de Diego Rivera (1886-1957) y Rufino Tamayo (1899-1991), decenas de periodistas nacionales y extranjeros tomaban nota de cada momento que aconteció en el homenaje.
Tras sus discursos, Peña Nieto y Santos montaron una guardia de honor y, al termino, las notas de ‘La Bikina’ sonaron en el vestíbulo, para despedir de esta manera a quien fuera considerado uno de los grandes exponentes del Realismo mágico.- Notimex

Etiquetas: