Con la mirada en China

"La cofradía de los ojos" llegará a tierras asiáticas

José Luis Loría en la entrevista

A una semana de que la muestra “La cofradía de los ojos” se presente al público en el Museo “Fernando García Ponce” Macay, uno podría pensar que el maestro José Luis Loría Méndez, autor de los cuarenta cuadros que estarán en la exposición, ya no sueña con gatos.

Pero no es así, y no porque los gatos sean parte de su vida desde que decidieron acompañarlo a partir de 1987 para curarlo del delirio que le causó la guerra fría durante su estancia en Europa.José Luis Loría sigue pensando en gatos porque, según dice, el trabajo en realidad todavía está comenzando.

Entrevistado en su estudio de la calle 63 del Centro, donde abundan libros acerca de gatos y la cultura china, por citar algunos temas, el pintor dice que no hay tiempo para sentir la satisfacción total o plena de que el trabajo ha concluido.

“Terminar un proyecto es satisfactorio, pero terminar un proyecto para alguien como yo, perfeccionista y ambicioso, lo más difícil viene ahora: depurar y definir”.

“José Luis no va a descansar”, dice el maestro de él mismo. “Porque pasó a la segunda fase del proyecto: abordar de una manera directa todo lo relacionado para el lugar donde luego se va, que es China”.

A dicho país, dice, llevará por lo menos los cuadros de las 52 razas registradas por la Sociedad Internacional de Criadores de Gatos con sede en Londres. “En realidad, contemplo la posibilidad de enviar 100 ó 120 cuadros”, tras comentar que eligió China por dos razones: primero porque el país asiático es la potencia emergente de este momento, y segundo porque desde que surgió la idea lo hizo pensando en dicho país.

Los textos curatoriales de su exposición estarán en chino mandarín. “La traducción me la hicieron estudiosos del idioma, doctorados en lenguas chinas. Nosotros ni siquiera vamos a poder leer los caracteres, pero aquellos que entiendan se darán cuenta de la capacidad de traducción, pues según la capacidad dequien la hace un texto se puede elevar a poesía, puede tener aroma de poesía”.

El maestro dice que aún no tiene fecha para exponer en tierras asiáticas, pero que tampoco tiene prisa. “Creo que eso es mi gran mérito, que todo el proyecto está al 100% bajo mi control, es mi pago por no haber tenido un sólo contacto con las instituciones… la verdad es que a mí nunca me han interesado las instituciones culturales, mi currículum es quién habla”.

Añade que, de hecho, “La cofradía de los ojos” no fue pensado para verse primero en Yucatán. “De no ser por Carlos García Ponce, Yucatán no vería esta muestra. Es gracias a él, quien me invitó y creyó en el proyecto, para que el público lo viera”.En busca del reconocimientoDice que no va a permitir que la opinión pública o los operadores de cultura metan su cuchara al proyecto. “Yo no voy a un instituto Confucio de Pekín, mi ideal es tratar de llegar a aquellos que determinan la política cultural dentro del partido comunista chino”.”No tengo prisa”, recalca. “Además dentro de la cultura china la prisa no es de sabios, y no es cuestión que me obligue a entrar por la primera puerta que se abra”, indica el pintor, para quien lo misterioso, lo bello y lo sublime de los gatos y el arte es surreal.”Ni ellos (los gatos) ni yo, nos sometemos a la valoración externa. Ellos con sus conductas y yo con mis ideas”, comenta, el maestro quien al final y después de comentar que los gatos le demuestran voluntad autónoma o que el ejercicio de la libertad que representan con su conducta los gatos le ha servido de ejemplo para afirmar su verdad como artista de una manera absoluta.José Luis admite que aunque sigue soñando gatos, también sueña pitahayas, su próximo proyecto.

La exposición tendrá una inauguración previa el miércoles 9 a las 8 de la noche, y posteriormente, el viernes 11 junto con las demás muestras del Macay.- Iván Canul Ek

De un vistazo

Chino mandarín

En la exposición “La cofradía de los ojos”, las referencias hacia China estarán en el Macay: textos curatoriales tendrán traducción al chino mandarín.

En busca de notoriedad

El maestro dice “El proyecto está 100% bajo mi control y lo voy a aterrizar lo más posible para que cobre notoriedad a nivel global. Mi tirada es alcanzar el mayor nivel de reconocimiento como pintor yucateco internacional”.




Volver arriba