Ya saben hablar en público

Clausuran nuevo ciclo de un taller para comunicarse
“Este curso le sirve a cualquier persona para mejorar su manera de hablar”, afirma Beatriz Puga Medina, participante del taller “El arte de hablar en público” del Instituto Megamedia.

“No está de más obtener formación para que una persona se sienta segura de hablar con cualquier otra”, añade al compartir su experiencia durante la clausura del programa, anteayer en la Sala de Capacitación de la corporación, en el edificio central de Diario de Yucatán.

“Se me hizo muy provechoso. Estoy feliz de haberlo tomado porque aprendí muchas cosas que ignoraba acerca de cómo hablar”, añade la comunicóloga con experiencia en radio. “La respiración, la entonación y todas esas cosas a las que no le ponemos atención cuando hablamos son elementales para dirigirte hacia un público y captar la atención”.

A su vez, Darinka Cabañas Sandoval, de Comunicación Institucional de la Universidad Anáhuac Mayab, dijo que de este taller sacó mucho provecho. “La maestra Elidé (Soberanis Carrillo, instructora) es una persona muy capacitada. Realmente nos dio muchos tips, muchas herramientas y, a pesar de que cada uno de los integrantes del grupo tenemos situaciones particulares, yo siento que nos va ayudar en lo profesional y personal”.

En cuanto a los beneficios para su trabajo, que normalmente le requiere hablar en público, menciona dos: “Ver a nuestro público porque significa involucrarlo y no ir rápido, aunque domines el tema, ya que al tomarse pausas involucras más a la gente”.
La instructora

“Una persona que habla bien es encantadora”, afirma Elidé. “Una persona que habla bien, que además integra su cuerpo y se sabe mover, sabe sonreír, sabe expresarse, le da tiempo y disfruta de las palabras que incluye en su discurso o conversación, es absolutamente encantadora”.

“El arte de hablar en público” se ofrecerá de nueva cuenta a principios de año. Elidé recuerda que el objetivo es lograr que los asistentes pierdan el miedo de estar delante de una audiencia.

En el taller no se aprende a hablar por decreto. “Hay que hacer ejercicios para que puedan enfrentarse al público, para que organicen las ideas, tengan mejor dicción, puedan modular su voz, que suene agradable al oído, que manejen su voz para que no se lastimen las cuerdas vocales, puedan tener confianza en subir y bajar el volumen, puedan corregir su postura y tener mejor presencia escénica para atrapar la mirada”.— Claudia Sierra Medina




Volver arriba