Ser padres

Reflexiona sobre tu carrera otra vez

Repasar nuestra historia de vida contribuiría a clarificar el futuro

Rebeca Vences Solís

¡Hola, Rebeca! Tengo 20 años, estoy estudiando Psicología porque creí que a eso me quería dedicar, pero ahora no sé si es lo que quiero. Me han dicho que debo definir en qué área voy a especializarme y hacer el servicio social, pero nada de lo que he visto me llama la atención. ¿Qué debo hacer? René.

Hola, René. La elección profesional es una de las decisiones más importantes en la vida de las personas, ya que de ello depende el futuro personal y laboral. Lo mejor sería que te decidieras por algo que te gusta porque lo deseable es que te dediques a ello y si no te gusta tendrás unos estudios que no te darán las satisfacciones que esperas.

Ya pasaste la etapa previa, en la que te cuestionaste qué te gusta y qué no; seguramente pensaste mucho antes de entrar a la universidad, viste la gama de licenciaturas que se ofrecen, las diferentes instituciones educativas y te decidiste por Psicología.

Tal vez ahora sea el momento de realizar una segunda revisión sobre tu elección. Lejos de pruebas psicométricas, te propongo un ejercicio del que seguramente habrás leído: trabaja con tu historia de vida, es decir, saber ¿quién eres? y ¿de dónde vienes? te permitirá saber ¿hacia dónde vas? Me puedes decir que tu historia te la sabes, pero si haces una reflexión, si escribes tu historia sólo para ti seguramente encontrarás elementos que no siempre recuerdas de forma inmediata pero que están ahí y hacen de ti la persona que eres.

Tus decisiones por lo general están basadas en lo que ya conoces, aunque no necesariamente tenga que ver contigo: es probable que tu decisión de ser psicólogo se deba a que alguien que conoces se dedica a ello o siempre soñó con hacerlo, o bien leíste algún texto que hizo que te interesaras en el tema; puede ser que eres alguien a quien le interesa ayudar a las personas o, por el contrario, alguien que en su momento necesitó de apoyo y no lo encontró en ningún lado.

Cualquiera que haya sido la razón que te llevó a elegir esa carrera universitaria la podrás identificar en varios aspectos de tu vida y lo más seguro es que este ejercicio te ayude a orientar el área de especialización que debes elegir. Conforme se acerca el fin de la formación los estudiantes tienen sentimientos ambivalentes: por un lado está emocionados por terminar y ante la expectativa de algo nuevo; por otro, sienten que deben hacer muchas cosas y no están suficientemente preparados para enfrentarlas.

Justo por ello te sugiero que busques dentro de ti, porque la respuesta está ahí; tal vez ahora estés tan abrumado por lo que crees que los demás esperan de ti que no alcanzas a ver con claridad. Lo importante aquí es reflexionar y seguir, la ansiedad y la angustia pueden paralizarte e impedir que continúes, podrás tener muchos pretextos pero ninguno debe ser más fuerte que tu voluntad de hacer lo que a ti te gusta y en lo que eres bueno.

Si tienes alguna duda sobre ser papá o mamá, envíala con un seudónimo a [email protected] o pide una cita al 317-59-17.




Volver arriba