El arzobispo Carlos Berlie reconoce la labor de enfermeras

El arzobispo de Yucatán, Emilio Carlos Berlie Belaunzarán, calificó a las enfermeras y enfermeros como buenos samaritanos y los llamó a perseverar en su tarea de ‘mitigar el dolor’ de sus hermanos.

En su mensaje con motivo del Día de la Enfermera, a celebrarse el próximo 6 de enero, el prelado expuso que ‘la Arquidiócesis de Yucatán se une a la celebración y hace un reconocimiento a la enorme labor de estos profesionales en favor de nuestros hermanos enfermos’.

Mencionó que a la luz del Evangelio, quien se acerca a un hermano agobiado por la enfermedad se acerca a Cristo mismo, sin importar si el profesional de la salud sea creyente o no.

‘El agente de la salud es el buen samaritano de la parábola, que se para al lado del hombre herido, haciéndose su prójimo en la caridad’, dijo y se pronunció por que ‘profesión, vocación y misión se integren en la visión cristiana de la vida y de la salud’.

Añadió que ‘bajo esta luz, la actividad sanitaria toma un nuevo y más alto sentido como ‘servicio a la vida’ y que el agente de la salud, -la enfermera o el enfermero- es ‘ministro’ de aquel Dios, que en la Escritura es presentado como ‘amante de la vida’’.

Berlie Belaunzarán afirmó que el servicio a la vida ‘se convierte ministerio de salvación, o sea, anuncio que realiza el amor redentor de Cristo’.

 CON INFORMACIÓN DE NOTIMEX

 




Volver arriba