Coches autómatas, una meta alcanzable

Para Google, los autos sin piloto son muy viables

Una de las camionetas deportivas Lexus RX450h en las que Google está ensayando su tecnología de conducción sin chofer

LOS ÁNGELES (AP).- Google ha tenido que sortear algunos baches en el desarrollo de automóviles que se conducen por sí solos.

El gigante de la tecnología informó ayer que sus prototipos ya pueden recorrer cómodamente autopistas, aunque siempre con un conductor listo para tomar el control. Sin embargo, la conducción en las calles de la ciudad con obstáculos inesperados, como peatones imprudentes, ciclistas que no respetan señales y puntos ciegos, ha sido un desafío mayor para las computadoras que guían a los vehículos.

En un apunte publicado este lunes en un blog, el líder del proyecto dice que los coches de prueba ya pueden afrontar miles de condiciones urbanas que les habrían dejado perplejos hace un año o dos. “Somos cada vez más optimistas de que nos estamos dirigiendo a una meta alcanzable: un vehículo que funcione completamente sin la intervención humana”, escribe el director del proyecto, Chris Urmson.

El mensaje de Urmson es la primera noticia nueva oficial de la compañía desde 2012 sobre los avances de Google en la creación de un vehículo autómata, proyecto del sigiloso Laboratorio Google.

La compañía ha dicho que su objetivo es lograr que la tecnología esté disponible al público para 2017. En principio se espera que los humanos tomen el volante si el equipo falla. La meta es que, con el tiempo, no haya necesidad de un conductor humano. Los pasajeros podrían leer, soñar despiertos, hasta dormir o trabajar mientras el automóvil se maneja solo.

Futuro no muy lejano

Google cree que algún día las computadoras serán capaces de conducir un automóvil en forma más segura que lo hacen los humanos, y parte de la apuesta de la compañía es que los coches robot reduzcan sustancialmente los accidentes vehiculares.

Las bases ya están sentadas. La tarea de Google y los fabricantes de automóviles tradicionales, que también están poniendo a prueba coches sin conductor, es perfeccionar la tecnología vinculada a su flota de dos decenas de camionetas deportivas Lexus RX450h. Los sensores en estos vehículos incluyen radares y luces láser que permiten crear imágenes tridimensionales en tiempo real del entorno de un automóvil sin conductor.

En cuanto a los ciclistas, los ingenieros programaron inicialmente el software para que interpretara las señas que algunos ciclistas hacen con las manos para indicar que darán vuelta, pero luego se dieron cuenta de que la mayoría no avisa e incluso otros hacen las señas equivocadas. Así que los ingenieros reprogramaron el software para que pronosticara el comportamiento de los ciclistas partiendo de miles de encuentros con ellos durante casi 16,000 kilómetros que los autos robot han recorrido por las calles de las ciudades.

Coches autómatas | Información

El software que Google desarrolla considera a los objetos en cuatro categorías:

Clasificación

Otros vehículos en movimiento, peatones, ciclistas y cosas estáticas como señales, banquetas y coches estacionados.

Inicios

Las primeras pruebas daban resultados básicos. Un grupo de peatones en una esquina era registrado como una sola persona. Ahora, la tecnología es capaz de distinguir a varias. De acuerdo con la portavoz de Google, Courtney Hohne, la tecnología ya es capaz de resolver otros imprevistos, como zonas en construcción y los posibles movimientos de los ciclistas.




Volver arriba