La poesía, una reconciliación con la vida: León Guillermo Gutiérrez

La poesía, una reconciliación con la vida: León Guillermo Gutiérrez

 

Presenta el vate su “Fervor del Viento”

MÉXICO (Notimex).- Convencido de que la palabra es una necesidad de expresión, León Guillermo Gutiérrez (1955) aseguró que la poesía es una reconciliación con la vida; no es inspiración, sino un acto de inteligencia.

Entrevistado previo a la presentación de su libro ‘Fervor del viento’, anoche en la Casa del Poeta ‘Ramón Velarde’ en esta capital, el autor de obras como ‘Donde la ausencia’ y ‘Memorial del día’, entre otras, señaló que en la poesía está el carácter primigenio del ser humano.

‘Toda vez que en las primeras palabras, lo primero que se hizo en todas la civilizaciones, fueron alabanzas, plegarias a los dioses.

‘En la tradición judeo-cristiana son versos, poesía y para mi es una reconciliación con la vida. Todos vivimos bombardeados por los medios de comunicación de noticias desagradables y es como un refugio también.

‘Octavio Paz lo dijo, es salvación y una forma de salvarse de este mundo. La poesía siempre ha sido transgresora de un sistema y pase lo que pase, no obstante, los sistemas democráticos, comunistas, socialistas o lo que sea, la poesía siempre estará adelante’, indicó.

Tras afirmar que esta corriente literaria está viva, el autor comentó que abril, fue un mes de luto y a la vez de fiesta, esto, tras la muerte de Gabriel García Márquez (1927-2014).

‘Abril tuvimos celebraciones y muertes y ocuparon los principales noticieros, fue la muerte de Gabriel García Márquez y de pronto dije: la poesía y literatura están vivas y tienen una gran importancia para este país’, comentó.

En ‘Fervor del viento’, el también doctor en literatura iberoamericana por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), ofrecen un total de 30 poemas breves, pero de mucha profundidad, que recogen aspectos de un viaje realizado a Chile en diciembre del 2012, país que semanas atrás padeció un fuerte sismo.

‘Hice un viaje a Chile a un encuentro de poesía, pero no sabía que estaba haciendo un doble viaje, a Chile y al interior. Cuando regrese de ese país, regrese con esta poesía mínima, parecida a la filosofía oriental, de pocas palabras y de mayor profundidad.

‘Este poemario es parte de esta autobiografía en curso de eso que viví en un momento dado y que fue esa experiencia chilena, de llegar a un lugar que había sido azotado por el terremoto’, relató.

Sobre el título de la obra, explicó que se trata de dos palabras entrañables; por un lado, fervor que es como una religión, una devoción y, por otro viento, que remite a la ciudad de Cuernavaca, donde radica.

‘Veo como el viento transforma el movimiento de la tierra, las estaciones, todo lo cambia, es lo que nos lleva y trae’, indicó al revelar que el poemario es también un guiño a un libro de Jorge Luis Borges (1899-1986) de poesía titulado ‘El fervor de Buenos Aires’.

+




Volver arriba