Vive Latino 98, un parteaguas para los festivales en México

MÉXICO (Notimex).— Andrés Sánchez, promotor del Vive Latino, expresó que a pesar de que la primera edición del festival, en 1998, no tuvo un lleno total, sí logró cumplir las expectativas en los ámbitos artístico y mediático, y con el tiempo integrar la agenda de festivales internacionales.

En entrevista con Notimex, el organizador recordó que en el primer festival esperaban vender todas las localidades, lo cual no resultó; sin embargo, el público, los medios de comunicación y los grupos musicales pasaron una grata experiencia.

‘A pesar de que no se logró recaudar lo necesario para los gastos, sí se cumplió en los ámbitos artístico y mediático, lo cual fue un parteaguas para los festivales en México’, subrayó el promotor, previo a la celebración del 15 aniversario del Vive Latino.

Andrés Sánchez añadió que cada año que pasaba y hacían el festival, éste comenzaba a tener más apertura ‘para otro tipo de lenguajes musicales, otro tipo de idiomas y lenguas’.

El promotor platicó que desde que tienen la premisa en 1998 de hacer el evento han tenido grandes satisfacciones.

‘Tenemos cuatro escenarios de música sonando al mismo tiempo, tenemos cine, literatura, activaciones de patrocinadores, es una fiesta muy grande, que afortunadamente ya aparece en las agendas de los festivales internacionales. Tratamos de que haya diversas actividades atractivas para la gente’, apuntó.

Respecto a la elección de las bandas participantes, Andrés Sánchez dijo que en un principio querían que todo el festival fuera latino o al menos que tuvieran algún nexo con lo meridional.

‘Agarramos una época donde elegíamos a grupos como Café Tacvba, era algo nuevo, era la primera vez que se hacía un festival en el Foro Sol, con dos escenarios sonando al mismo tiempo, hasta que decidimos darle un giro e invitar a nuevas bandas, lo que nos ha traído buenos resultados’, precisó.




Volver arriba