Víctimas del Doctor Cerebro dicen que el Vive es una tradición musical

MÉXICO (Notimex).- La agrupación Víctimas del Doctor Cerebro consideró que la realización del primer Vive Latino fue una ventana internacional para muchas agrupaciones de América Latina y ahora, a 15 ediciones del encuentro musical, ya se convirtió en una tradición.

Fue en 1998 cuando surgió este festival que congregó en dos días (28 y 29 de noviembre) a más de 40 agrupaciones, entre ellas a las Víctimas, quienes se encargaron de cerrar uno de los escenarios.

“Para nosotros fue especial porque sí habíamos tenido algunas intervenciones en eventos muy grandes, pero era la primera edición y queríamos estar ahí, tuvimos la buena fortuna y nos fue muy bien, cerramos el escenario en un buen horario y fue como el inicio de una larga historia de las Víctimas con el Vive Latino”, apuntó Chipotle en entrevista con Notimex.

Para esas fechas, la agrupación se encontraba con la promoción de su álbum “Boutique 2000″, y de acuerdo con Abulón, estaban definiendo el lugar musical en la escena en la cual se encontraban como grupo y músicos.

“Fue un momento de transición y definición que hasta la fecha nos ha seguido formando como músicos y con la banda fue un momento de transición y de cambio”, apuntó Abulón.

El cantante recordó que ya habían estado en varios festivales de Estados Unidos, en donde existía cierto apogeo de juntar bandas representativas de México para hacer tocadas con la gente latina que vivía en el país vecino.

“Cuando estuvimos en el Vive Latino nos dimos cuenta de que no sólo se trataba de un concierto, sino que era una especie de ventana internacional, ya que no había únicamente bandas locales sino internacionales. En el caso de las giras que hacíamos en Estados Unidos, por ejemplo, o los conciertos en los que llegamos a participar, se trataba de eso.

“Había bandas chilenas, argentinas, europeas o estadunidenses. Al participar en ese festival sí nos dimos cuenta de que no era como cualquiera, sí tenía ese perfil de los festivales que se estaban haciendo fuera del país con músicos y grupos latinoamericanos”.

El cantante agregó que de alguna forma el Vive Latino se ha convertido en una tradición, pues en un principio tenía un perfil cultural y era un escaparate para bandas que no se escuchaban en la radio o no se veían en la televisión, agrupaciones difíciles de ver en vivo, que traían pero de América Latina.

Ahora, apuntó, parece que es un escaparate para el elenco que tiene la compañía organizadora, en el caso de meter a un grupo que hace cumbia con grupos de rock, es como una especie de estrategia mercadotécnica, de alguna forma es válido en el sentido de que ellos pueden hacer y deshacer lo que quieran en el festival.

“Pero de otra manera es como imponer algo, es imposición, hay bandas que llevan años tocando cumbia que tienen su lugar, su ‘crossover’ es obligar a escuchar algo que ellos quieren vender, no está mal, pero desvirtúa mucho el espíritu del festival; sin embargo, yo no puedo protestar, no podemos decir qué no está bien porque nosotros somos solamente invitados, se le preguntaría más bien a la gente que organiza”.

Los integrantes de la banda se mostraron firmes al decir que ellos enfocan su carrera más en hacer música que les gusta y en desarrollar su bizarro arte pop, el cual han podido mostrar en siete de las 15 ediciones que lleva el Vive Latino.

“Qué bueno que se hizo el Vive Latino y abrió las puertas para que la industria tuviera mejores estándares, ahora han salido los festivales que tenemos como el Revolution Fest en Guadalajara, el Machaca Fest en Monterrey, en donde le dan oportunidad a nuevos exponentes y eso está padre, que apoyen talento local, gracias a la primera edición del Vive se abrieron muchos espacios”, apuntó Tuco.

Ahora, Abulón ve el crecimiento de este encuentro musical, considerado uno de los más importantes en América Latina, como un reflejo de los tiempos que se viven en la industria.

“Si de repente dentro del ámbito de la música que escuchan los jóvenes existe espacio para bandas de cumbias, norteñas o etcétera, está bien, es un reflejo de los tiempos, el ser completamente radical ya fue, hay que buscar alternativas si no estás vigente”.

Aunque este año la banda, que cumple 24 años de andar en el rock, no formará parte de la edición número 15, sí estará de visita en el Foro Sol para realizar una preventa de su nuevo álbum “Sobrenatural”.

“Vamos a presentarlo como preventa exclusiva para la gente que esté por ahí de provincia, nos interesa llegar a esos estados donde muchas personas no tienen oportunidad de venir a los conciertos en el Distrito Federal o no tienen acceso a tiendas especializadas, vamos a llevarles el disco sólo un rato, porque queremos hacer varias dinámicas”, apuntó Tuco.

Víctimas del Doctor Cerebro está conformado actualmente por Abulón (voz), Chipotle (sax, teclado), Tuco (bajo) y Ranas (guitarra).




Volver arriba