¡Están de estreno!

¡Están de estreno!

1 / 2




“Amor de mis amores”, de Manolo Caro, llega con 600 copias a las salas
nacionales

Entrevistar a Manolo Caro justo un día antes del estreno de su película 
parece una misión imposible.


Desde muy temprano el cineasta aparece en programas de televisión para 
hablar sobre “Amor de mis amores” y tiene entrevistas con medios 
nacionales durante todo el día. Sin embargo, el cariño que le tiene a 
Mérida fue suficiente para platicarnos en exclusiva, vía telefónica, 
sobre sus nervios y emoción antes de estrenar hoy su segunda película.


“No es sólo un cumplido, me encanta Mérida, acostumbro a ir y es un 
destino vacacional que me gusta recomendar”, platica Manolo, quien 
además asegura que le encanta la comida yucateca.


“Soy fan de la cochinita pibil, pero fan de verdad, una vez a la semana 
tiene que haber cochinita pibil en mi mesa”, dice.


De manera que cuando concluya la promoción de “Amor de mis amores” y 
estrene su próxima cinta, “Elvira te daría mi vida pero la estoy 
usando”, está seguro de que regresará a nuestra ciudad para vacacionar 
un rato: “Es momento de unas vacaciones y de parar un poco”.


Pero antes de eso le queda esperar la respuesta del público a su nueva 
cinta, que hoy llega a las salas nacionales con 600 copias, 250 más de 
las que se tenía previsto antes de la buena respuesta en las diferentes 
premieres.


La historia es una adaptación libre de su obra de teatro “1,2,3 por mí y 
por todos mis amores” y cuenta la vida amorosa de cinco protagonistas: 
Carlos, Javier, Lucía, Ana y León, quienes se encargar de llevar a los 
espectadores del drama a la comedia y muestran todas las aristas 
involucradas en el amor, haciendo uso de un género teatral llamado 
“Dramedy”, que caracteriza las producciones del cineasta originario de 
Guadalajara.


Manolo no sólo tiene un estilo único, sino que le gusta dejar un sello 
inconfundible que se vislumbra desde los nombres de sus proyectos, donde 
parece que mientras más palabras tengan es mejor.


La tradición arrancó con su ópera prima “No se si cortarme las venas o 
dejármelas largas” y continúa en todas sus producciones para combinar 
con su humor hilarante.


“Ya debemos hacer nombres más cortos porque no caben ni siquiera en las 
marquesinas del cine, pero me encanta la oportunidad de tener un juego 
de palabras y agregarle más intensidad”, confiesa entre risas.— Gloria 
Montero Leal




Volver arriba