La tiara de oro que Victoria Beckham llevó en su boda no encuentra comprador

LONDRES, Inglaterra (EFE).- La tiara de oro de 18 quilates y diamantes que la diseñadora británica Victoria Beckham lució en su boda en 1999 no encontró hoy comprador en una subasta de joyas de lujo organizada por la casa londinense Bonhams.

A subasta la tiara de oro que Victoria Beckham llevó en su boda.-(famaweb.com)

La tiara de oro que Victoria Beckham llevó en su boda.- Foto de archivo

La corona “East of Paris”, de nueve centímetros de diámetro, no consiguió venderse, a pesar de que la casa de subastas esperaba adjudicarla por entre 18.000 y 25.000 libras (de 29.475 a 40.937 dólares).

Se trata de una pieza obra del joyero internacional Slim Barret, un enrejado de oro salpicado de diamantes con el que la célebre exSpice Girl se peinó el día de su boda con el futbolista David Beckham, hace 14 años.

Para diseñarla, Barret, algunas de cuyas piezas se exhiben de forma permanente en el Victoria & Albert Museum de Londres, se inspiró en “el diseño oriental y la alta costura parisina” y fusionó ambos estilos en la corona de oro.

Barret es reconocido por las colecciones que ha firmado para importantes casas de moda como Chanel, Versace y Dior, y entre sus clientes habituales figuran artistas de la talla de Beyonce, Lady Gaga, Kate Moss, Madonna, Janet Jackson, Halle Berry y Mick Jagger.

La tiara salió a la venta dentro de la subasta titulada “Joyería selecta”, compuesta por 245 lotes, que incluía 40 piezas de la escritora británica Barbara Taylor Bradford, recibidas como “regalos de cumpleaños, aniversarios de matrimonio, premios por novelas terminadas o simplemente sorpresas”, según informó Bonhams.

Un solitario con un diamante de 14 quilates que Bob Bradford le regaló a su esposa en uno de sus cumpleaños lideró la venta y fue el que se adjudicó por un mayor valor, de 446.500 libras (731.144 dólares).

Destacaron además un anillo de diamantes y zafiros, del joyero estadounidense Harry Winston (1896-1978), que se remató por 182.500 libras (298.844 dólares) y un broche que data del siglo XIX, también de zafiros y diamantes, de 44 quilates, que se vendió por 116.500 libras (190.769 dólares).




Volver arriba