“Desaparecen” la placa original de la avenida Zamná

Sin conciencia histórica

Desde su inauguración en 1979 la avenida Zamná, en el sur de la ciudad, ha recibido algún mantenimiento cada determinado tiempo, sea en la carpeta asfáltica o en su iluminación. En administraciones recientes se construyó al extremo poniente el parque dedicado al Maestro y luego alguna mejora a la entrada del cementerio.

Recordemos que esta amplia calzada en la calle 39 fue empezada a trazarse desde 1906, cuando en Mérida se inauguró el Paseo de Montejo, abandonándose al siguiente año, y en la administración municipal 1979-1981 se continuaron los trabajos, terminándose.

El Cabildo convocó al pueblo a bautizar la obra y, en asamblea pública, la ciudadanía acordó imponerle el nombre del fundador de la ciudad. Al inaugurarse, fue empotrada una placa en el extremo poniente con el siguiente texto: “Avenida Zamná puesta al servicio del pueblo con motivo del centenario del natalicio de Emiliano Zapata. Izamal, Yuc., agosto de 1979″.

En los trabajos emprendidos por la actual administración municipal, apoyados por la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), se construyeron banquetas y áreas verdes, se redujeron camellones, se cambió el cableado de la iluminación y se aplicó delgada capa de chapopote, que ya tiene baches.

En el mismo lugar donde estaba la placa mencionada se colocó otra con fecha del 14 de febrero de 2014, “cumpliendo compromisos” y “como un homenaje a los habitantes de este municipio”, según reza la nueva placa, ante las interrogantes de quienes pasan por ahí y no ven la placa inaugural de hace tres y media décadas.

Tal cambio parece injusto, denota falta de respeto por el trabajo de autoridades pasadas, que también hicieron su esfuerzo en su momento.

Sin constancia histórica, con ayuno informativo se hizo desaparecer la placa original borrando un testimonio histórico de la ciudad.

Demuestra el alcalde (Fermín Sosa Lugo) poco respeto por la ciudad y la poca consideración a la familia de su esposa (Seidy Azcorra Rosado), pues la avenida Zamná fue terminada de construir e inaugurada por el abuelo de ella, el profesor Fernando José Rosado Moguel, alcalde de Izamal en el trienio 1979-1981.

El maestro Fernando y los vecinos del rumbo del cementerio han externado su inconformidad por la desaparición de la placa.

En tanto que los vecinos del otro extremo de la avenida, al Oriente, han manifestado que los trabajos ahí no están concluidos.

Y aunque la placa intrusa lleva la fecha del Día del Amor y la Amistad, esos trabajos no se han entregado oficialmente, a pesar de dos intentos fallidos por inaugurarlos.- Izamal, Yucatán.

—–

*) Cronista de Izamal.




Volver arriba