Agosto

Mes de la juventud

Al mirar con recelo, en el espejo,

veo un extraño enfrente de un huraño,

que lo mira sin daño, sin engaño,

mas disimula el no estar más viejo.

El espejo hace el tiempo disparejo,

te cambia la distancia, te hace extraño,

con su arado te surca, te hace daño,

es que lo disparejo hace parejo.

Es el tiempo tu caricaturista,

que en el rostro agranda tus defectos,

que a martillazos hace tu retrato.

El tiempo es realista no idealista,

así, que joven, piensa en sus efectos,

bebe a sorbos la vida, sin maltrato.

Gaspar Jesús Azcorra Alejos (*)

Mérida, Yucatán, 13 de agosto de 2014.

[email protected]

—–

*) Presbítero católico




Volver arriba