General Motors invertirá 1,300 millones de dólares en 5 plantas de EE.UU.

 

TORONTO (EFE).- General Motors (GM) anunció hoy la inversión de casi 1.300 millones de dólares en cinco plantas en Estados Unidos para la producción de un nuevo motor en V6 y una transmisión de 10 velocidades, entre otros productos.

GM señaló que las plantas que recibirán la inversión están situadas en Detroit, Flint, Romulus, Toledo y Bedford.

La inversión también servirá para aumentar la producción de una transmisión de seis velocidades así como la renovación de plantas de montaje de vehículos.

La fábrica que más dinero recibirá será la de montaje de Flint (en el estado de Michigan), que utilizará 600 millones de dólares para renovar las instalaciones, incluido un nuevo departamento de pintura.

La planta de transmisiones de Romulus (también en Michigan) recibirá casi 500 millones de dólares. Gran parte de esa cifra (343,4 millones de dólares) estará destinada a la producción de una nueva transmisión automática de 10 velocidades. El resto servirá para aumentar la producción de un nuevo motor en V6.

La planta de montaje de Detroit-Hamtramck (Michigan) recibirá 121 millones de dólares para crear un centro de optimización de logística.

El resto del dinero será repartido entre la planta de transmisiones de Toledo (Ohio), para aumentar la producción de una transmisión de seis velocidades (30,6 millones de dólares), y la fábrica de Bedford (Indiana).

General Motors dijo que en el futuro proporcionará más detalles sobre el nuevo motor en V6 y la transmisión de 10 velocidades.

Mark Reuss, vicepresidente ejecutivo de GM y presidente de GM en Norteamérica, dijo en un comunicado que “el anuncio de hoy mantiene el impulso de un renacido sector del automóvil. Lo que es más importante, estas inversiones supondrán vehículos de más calidad y menos consumo para nuestros clientes”.

El anuncio de hoy se produce después de que GM diera a conocer en los pasados 10 días importantes cambios en su estructura ejecutiva, con el nombramiento de Mary Barry como la futura consejera delegada, y la profunda reestructuración de sus operaciones en Europa y Australia.




Volver arriba