México, con solidez ante la volatilidad internacional: SHCP

* Reforma generan ambiente de optimismo y certidumbre, destaca

Monedas y billetes de pesos mexicanos

Monedas y billetes de pesos mexicanos

MÉXICO, D.F.  (Notimex).- México cuenta con fundamentos sólidos ante la volatilidad financiera internacional, y las reformas aprobadas han generado un ambiente de optimismo y certidumbre que consolidará al país como un destino confiable y atractivo para invertir, destacó la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

 Expuso que durante 2013 México consolidó su fortaleza macroeconómica con niveles de inflación acordes con el objetivo de 3.0 por ciento, más/menos un punto porcentual, un tipo de cambio capaz de enfrentar la volatilidad de los mercados financieros, y liquidez a través de las reservas internacionales, que alcanzaron niveles históricos de 177.2 mil millones de dólares.

 Además, con un aumento de 4.4 por ciento en los ingresos no petroleros del gobierno federal, y gracias a la reforma fiscal se espera que en 2014 los ingresos públicos suban en 240 mil millones de pesos adicionales, monto que equivale a 1.4 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) estimado para 2014.

 Mencionó que también cuanta ahora con una nueva regla de balance estructural, gracias a la reforma fiscal, que obliga al gobierno a ahorrar en temporadas buenas para enfrentar los momentos de bajo crecimiento a través de nuevos fondos de estabilización, incluyendo por primera vez un fondo soberano.
 ‘Mantener fundamentos macroeconómicos sólidos le permitirá a México enfrentar los riesgos externos y consolidarse como un destino para las inversiones productivas. Esto redundará en una mayor generación de empleos, crecimiento económico y mayor bienestar para las familias mexicanas’, resaltó.

 La Secretaría de Hacienda refirió que debido a la creciente liberalización y condiciones de acceso de los mercados financieros, éstos han evolucionado en las últimas décadas hacia un marco más integrado a escala mundial.

 En particular, añadió, desde 2010, la liquidez en los mercados financieros aumentó debido a los programa conocidos como ‘QE’ de Estados Unidos, lo que ocasionó grandes flujos de capital hacia varias economías, particularmente hacia las emergentes.

 Sin embargo, recientemente el Banco Central de Estados Unidos (FED, por sus siglas en inglés) anunció recortes a los estímulos monetarios que venía aplicando ese país, recordó la dependencia federal.

 Así, el pasado 29 de enero, la FED anunció una reducción de 75 mil millones de dólares mensuales a 65 mil millones de dólares a partir de febrero, lo que ha generado un entorno de riesgos en los mercados financieros internacionales, primordialmente entre las economías emergentes.

 Comentó que ante estos recortes, los inversionistas son sensibles al riesgo país que existe en la economía receptora, por lo que resulta esencial contar con sólidos fundamentales económicos, y con gobiernos comprometidos con la implementación de estrategias que eleven la competitividad y productividad de las economías.

 Para el caso de México, afirmó, la agenda de reformas estructurales aprobadas ha generado un ambiente de optimismo y certidumbre.

 Por lo cual, el impacto en estas reducciones ha sido distinto al que se ha presentado en otros países, y han caracterizado a nuestro país como un lugar atractivo para los inversionistas, señaló la Secretaría de Hacienda.

 Por ejemplo, agregó, el riesgo soberano de México se ha mantenido estable, lo que le permitió al país tener acceso a los mercados financieros en condiciones favorables y, en contraste, los rendimientos de los bonos de los países emergentes han tenido ajustes al alza.

 Destacó que estas colocaciones se han hecho con un manejo prudente; el nivel de endeudamiento del gobierno federal esperado para 2014 como porcentaje del PIB es de 41 por ciento, por debajo del promedio mundial, de 80 por ciento.

 Además, la estructura de deuda de México se caracteriza porque cerca de 71 por ciento es deuda interna y 29 por ciento externa, lo que la hace menos sujeta a la volatilidad del tipo de cambio.

 Asimismo, pese a los ajustes que se han generado en los mercados internacionales ante las expectativas de recortes en los estímulos, durante el último año el tipo de cambio en México ha sido de las monedas que han tenido una menor depreciación en comparación con otras economías emergentes, impactando en menor grado el saldo de la deuda, anotó.

 Mencionó que otro factor importante a considerar es el tipo de inversión que llega a las economías receptoras de los flujos, por lo cual es importante distinguir entre inversión de cartera o inversión extranjera directa (IED).

 Explicó que mientras que la inversión de cartera se caracteriza por ser de menor plazo y destinada a mercados de accionarios o de capitales, la IED se genera cuando un país cuenta con un entorno macroeconómico adecuado que fomenta un ambiente competitivo para la realización de negocios productivos de largo plazo.

 Para el caso de México, recordó que durante el tercer trimestre de 2013 se recibió un flujo histórico de IED por 28 mil 234 millones de dólares, 98 por ciento más que en 2012, y se espera que durante 2014, conforme se implementen las reformas transformadoras, el país se consolide como un destino más confiable y atractivo para invertir.

Etiquetas:, ,