Nueve días de fiesta en Pamplona

Ambiente que se vivía en la Plaza del Castillo tras el chupinazo que ha lanzado el presidente de la Cruz Roja en Pamplona con el que comenzaron las fiestas de San Fermín, hoy domingo 6 de julio de 2014.- (EFE/Daniel Fernandez)

Ambiente que se vivía en la Plaza del Castillo tras el chupinazo que ha lanzado el presidente de la Cruz Roja en Pamplona con el que comenzaron las fiestas de San Fermín, hoy domingo 6 de julio de 2014.- (EFE/Daniel Fernandez)

PAMPLONA, España. (EFE).- Pamplona empezó hoy sus fiestas tradicionales, los Sanfermines, una cita conocida mundialmente e identificada con los conceptos de diversión, multitudes y toros, ya que los encierros de los astados son el principal foco de atención hasta el próximo día 14.

A mediodía, desde el balcón central del ayuntamiento de Pamplona (norte), el máximo responsable de la Cruz Roja en la ciudad lanzó el cohete que marca el inicio de ocho días de fiestas.

La elección del lanzador del “chupinazo” se debe a que la Cruz Roja cumple este año un siglo y medio de actividad en España y el ayuntamiento pamplonés ha querido rendir homenaje a la organización humanitaria.

Miles de personas abarrotaban la explanada del ayuntamiento y se desparramaban por calles y plazas vecinas para esperar a que el cohete del mediodía permitiera ponerse en el cuello el pañuelo rojo que, junto al fajín del mismo color y la camisa y pantalón blancos, identifican en todo el mundo los sanfermines.

Después de varios días de fuertes lluvias en la zona, que incluso han obligado a evacuaciones en pueblos de la región de Navarra, cuya capital es Pamplona, el agua dejó de caer un cuarto de hora antes del comienzo oficial de las fiestas.

Algunos mozos y mozas no prestaban atención a la lluvia, porque muchos de ellos se echan vino encima y las camisetas que se suponían blancas lucían en bastantes casos un tono rosado.

Los sanfermines de este año contarán con 443 actos, programados por el Ayuntamiento de Pamplona, que destina cerca de un millón de euros a los festejos.

Entre ellos hay conciertos de música, festivales de danza, juegos para niños, fuegos artificiales, procesiones religiosas y desfiles de figuras tradicionales de la zona, como los gigantes y cabezudos.

No obstante, todo gira en torno a los toros y, en especial, a los encierros que durante ocho días, a las 8.00 horas, tienen lugar desde unos corrales próximos al ayuntamiento hasta la plaza de toros, con un recorrido ligeramente superior a los ochocientos metros.

Unos 3.350 agentes de diferentes cuerpos integran el dispositivo de seguridad de estos sanfermines para prevenir y resolver la comisión de delitos.

Este año habrá una especial vigilancia de los comportamientos sexistas durante el chupinazo, después de que en años precedentes hubiera casos de tocamientos abusos a mujeres, algunos de los cuales llegó a las primeras páginas de los periódicos y que, según el alcalde de Pamplona, Enrique Maya, han ofrecido “una imagen negativa de la ciudad”.

El interés por la cobertura de estas fiestas se resume en que los medios de comunicación han acreditado a 2.017 profesionales, entre periodistas, técnicos y gráficos, casi un centenar más que el año pasado.

Proceden de casi una veintena de países, entre ellos Estados Unidos, Francia, Japón, Reino Unido, Catar, Brasil, Canadá, Alemania, Italia, México, Pakistán, Rusia, Turquía o Uruguay.

El año 1590 es en el que se sitúa el inicio de los sanfermines que hoy se conocen, con un programa entonces más breve en el tiempo que el actual pero en el que, como ahora, se mezclaban la fiesta y la religión.

Los antecedentes se remontan sin embargo al siglo XII, cuando la Pamplona medieval celebraba unas ferias comerciales al inicio del verano, en San Juan.

Las fiestas son en honor de San Fermín, primer obispo de Pamplona, decapitado en Amiens (Francia) y ya desde el siglo XIV contaban con corridas de toros.

Pamplona no será la única ciudad que celebre los sanfermines, ya que también tienen su propio programa de actos festivos los centros navarros de Barcelona, Madrid, Vitoria, Logroño, Zaragoza, Bilbao, Burgos, Sevilla, Valladolid y Santander, al igual que los de París, Rosario, Mendoza y Bolívar, todos ellos en Argentina.

Etiquetas:, , ,