Michelito y un gran toro de Capea

Mundotoro alaba al astado y el toreo del joven yucateco

1 / 2


Michelito, embraguetado, corre la mano al encelado toro de "Capea" al que le cortó una oreja en su debut en Arles. El ejemplar de su estreno lo brindó a su padre, el diestro retirado Michel Lagravere


La crónica del portal mundotoro.com de la corrida matinal de ayer en Arles, Francia, en la que el yucateco Michelito Lagravere cortó una oreja.

Fue matinal de un solo toro, pero qué toro. Bravo en todos los tercios, con ritmo, fijeza, clase, recorrido y humillación, el pupilo de

Capea, premiado con la vuelta al ruedo, evidencio todas las virtudes del encaste Murube y puso el triunfo en bandeja a Michelito, que tuvo de este modo una afortunada presentación en Europa. Una oreja cortó y otra el novillero Francisco José Espada, de quien gustó su seguridad y convicción con lote poco propicio. El rejoneador Ginés Cartagena también agradó, pero falló con los rejones de muerte.

Poco fondo sacó el segundo, de San Pelayo, animal medido de todo con el que Michelito, que se presentaba en Europa, anduvo pulcro pero no consiguió conectar con el tendido. El quinto en cambio fue un toro de bandera. Derribó el toro dos veces en el caballo y en la faena tuvo emoción y transmisión. La faena del mexicano tuvo entrega y destacaron los pasajes finales con la izquierda, por el trazo adormecido de los muletazos. Tardó el toro en doblar después de la estocada y sonaron dos avisos antes de que el torero recogiera el premio y el toro fuera arrastrado en vuelta al ruedo.

Se vino abajo también el tercero, Francisco José Espada acortó distancias cuando comprobó el poco empuje de su enemigo para tratar de, en cercanías, calentar el ambiente. Después de una gran estocada, el público agradeció el esfuerzo con una ovación. Frente al sexto, que se paró, volvió a meterse entre los pitones y su exhibicion de aguante y seguridad sedujo al cónclave, que le premió con una oreja.Ginés Cartagena emborronó con el rejón de muerte una entonada actuación en su presentación en Arles. El torero de dinastía llevó a cabo una labor correcta frente a un buen novillo de Capea. Se hizo ovacionar con las banderillas cortas. En el cuarto destacó a lomos de su caballo Brillante con el que anduvo a gran nivel en el tercio de banderillas, con pares al violín. De nuevo los aceros le dejaron sin premio.

Ficha de la corrida

Coliseo de Arles. Segunda corrida de la Feria de Pascua. Un cuarto de entrada.

El encierro

Toros y novillos de San Mateo (propiedad de El Capea). El quinto, “Navajito”, negro, de 540 kilos, premiado con la vuelta al ruedo, de variado juego.

Los toreros

El rejoneador Ginés Cartagena hijo, silencio y ovación; Michelito Lagravere, silencio y oreja tras dos avisos; el novillero Francisco José Espada, ovación y oreja.




Volver arriba