Messi está a un solo paso

"La Pulga", con más juegos que Diego Maradona

1 / 5


El portero argentino Sergio Romero ataja el penal cobrado por el holandés Wesley Sneijder, en la semifinal disputada en la Arena Corinthians en Sao Paulo. Argentina jugará la final el domingo ante Alemania
Los holandeses Wesley Sneijder y Dirk Kuyt intentan detener al argentino Lionel Messi. A a la izquierda, los jugadores de la "Naranja Mecánica" asimilan la derrota en pénaltis
A la izquierda, los jugadores argentinos corren para festejar su pase a la final del Mundial. A la izquierda, el pampero Pablo Zabaleta festeja el pase con una peluca


Una vez que el disparo de Maxi Rodríguez sacudió el travesaño y luego infló la red, Lionel Messi salió disparado desde el círculo central con su mirada irradiando todo el fulgor que generaba el momento: su Argentina estaba en su primera final de una Copa del Mundo desde 1990.

En una noche en la que su mejor versión y protagonismo estuvieron atados por la severa marcación, el resto del reparto argentinos apareció en un partido que debió definirse por la vía de los penales tras un 0-0 imposible de desnivelar durante 120 minutos. El remate de Maxi certificó el triunfo 4-2 en la tanda desde los 12 pasos.

Con las dos atajadas de Sergio Romero en los penales, la solvencia de Javier Mascherano, Lucas Biglia y Enzo Pérez en el mediocampo, la sobriedad de Marcos Rojo para anular a Arjen Robben y la firmeza de sus centrales Martín Demichelis y Ezequiel Garay, Argentina redondeó su mejor actuación colectiva del certamen, sobresaliendo su laboriosidad sobre lo técnico.

Messi completó su partido número 92 con la selección y superó los 91 de Diego Maradona. Es un dato simbólico para el delantero de 27 años, que busca apartarse definitivamente de la sombra de su compatriota con el que es comparado sin cesar.

Esta vez, envuelto por la telaraña defensiva que le preparó el técnico holandés Louis van Gaal, Messi no fue el solista salvador que con sus goles y pases había cargado a Argentina en los cinco partidos anteriores. No gravitó, pero tampoco puede quejarse: no fue el único responsable de aportar en la cancha dentro del equipo argentino.

Atascado en los cuartos de final en sus dos Mundiales previos, Messi enfila el domingo al Estadio Maracaná de Río de Janeiro para enfrentar a una Alemania que mete miedo tras la goleada 7-1 que le endosó a Brasil en la otra semifinal.

Argentina se cita por tercera vez en una final contra Alemania, el adversario ante el cual Maradona libró dos batallas por el título en los dos torneos en los que esculpió su leyenda mundialista. Maradona ganó el primer combate 3-2 en México 1986, pero le tocó caer derrotado 1-0 cuatro años después en Italia.-AP

Titulo1 | titulo2

Entrada del apoyo. Introducción a lo que sigue. Entrada del apoyo. Introducción a lo que sigue.

titulo1

Texto del apoyo, texto del apoyo…

titulo1

Texto del apoyo, texto del apoyo…

titulo1

Texto del apoyo, texto del apoyo…




Volver arriba