Dos aerolíneas fijan topes de precios para Mundial

BRASILIA, Brasil (AP).- La compañía aérea Avianca se convirtió el martes en la segunda empresa del sector en fijar un tope de precios para la venta de pasajes en Brasil durante el Mundial de fútbol, en medio de preocupación por el encarecimiento de servicios durante el torneo.

Directivos de Avianca anunciaron que seguirán los pasos dados la semana pasada por la aerolínea Azul, que estableció un techo de 999 reales (425 dólares al cambio actual) para viajar dentro de Brasil durante el Mundial.

En el caso de Azul, el límite de precios regirá para pasajes vendidos entre el 12 de junio y el 13 de julio, pero Avianca lo extendió para los seis meses comprendidos entre febrero y fines de julio.

El máximo torneo del fútbol se realizará del 12 de junio al 13 de julio. “Creo que esta promoción va a atraer más pasajeros” para Avianca, manifestó en conferencia de prensa en Sao Paulo el presidente de la empresa, José Efromovich.

El transporte aéreo se perfila como la opción más práctica para aficionados que quieran movilizarse dentro de Brasil durante la Copa del Mundo, dadas las dimensiones del país y la ausencia de una red de ferrocarriles.

La medida adoptada por las dos compañías responde a presiones del gobierno por impedir abusos de precios en servicios durante el Mundial, incluyendo transporte, alojamiento y alimentación.

El presidente de la estatal Empresa Brasileña de Turismo, Flavio Dino, celebró la decisión de las empresas aéreas y dijo que era necesario para evitar prácticas abusivas durante un período de elevada demanda. “Es muy importante que el propio mercado reconozca la necesidad de (fijar) techos contra los abusos”, comentó Dino a periodistas.

Para Dino, es importante que otras aerolíneas que operan en el país también adopten techos tarifarios, aunque hasta ahora las compañías TAM y Gol, que poseen la mayor parte de las rutas y horarios para vuelos dentro de Brasil, no han manifestado la intención de limitar sus precios durante el período mundialista.

Autoridades brasileñas llegaron a advertir que abrirían las puertas para que compañías aéreas extranjeras operaran dentro del país durante el torneo futbolístico si las aerolíneas locales abusaban con los precios.

Una evaluación realizada en octubre por el diario Folha de S. Paulo reveló que las tarifas para vuelos durante el Mundial estaban hasta 10 veces más caras que en otros períodos.

Cifras del Instituto Brasileño de Geografía y Estadística indican que entre 2005 y 2012, los precios de pasajes aéreos crecieron 146% encima de la inflación, impulsados por una creciente demanda de vuelos.

Empresas aéreas locales solicitaron en diciembre a la Agencia Nacional de Aviación Civil autorizar 1.523 vuelos adicionales entre el 6 de junio y el 20 de julio para atender la demanda esperada durante el Mundial. La entidad aún no se ha pronunciado sobre la petición. .




Volver arriba