Mérida: adiós a la ilusión

Cinco balones a los palos, duro revésy eliminación

Los palos privaron a los Venados de una victoria, que incluso pudo ser holgada, y todo llevó a una eliminación cuya causa principal no fue precisamente de anoche en el Estadio “Marte R. Gómez”.

El CF Mérida perdió 3-2 en un partido en el que era vital ganar o cuando menos empatar para seguir soñando. Lejos de eso, ahora un repentino regreso a casa, otra vez fuera de la contienda por el título de la Liga de Ascenso y el sueño de subir al máximo circuito mexicano.

Los ciervos se quedaron estancados con 18 unidades en este Clausura 2014 cuyas aspiraciones se truncaron por el irregular desempeño. En los últimos tres duelos apenas cosecharon un punto.

Anoche, debe recalcarse, jugaron uno de sus mejores partidos del torneo. Atacaron, fueron ofensivos e incisivos, pero el gol se les negó, especialmente en la primera media hora. Y, de pronto, los Correcaminos anotaron.

Luego empataron con una triangulación yucateca (pase de Lalo Fernández a Henry Martín, quien mandó a gol, pero en la raya empujó su hermano Freddy). No duró mucho ese encanto, pues cayeron el 2-1 y el 3-1 y se diluyó la victoria.

Pero la insistencia siguió, se dio el 3-2 (Alejandro Molina) y en los minutos finales se lanzaron con todo en busca de un empate que, matemáticamente, les permitiría llegar al sábado con vida, a esperar resultados.

Pero no pudieron. Y entonces pesaron las fallas de todo el torneo, los goles no anotados, los partidos empatados, especialmente en casa. Pesada loza la que tuvieron encima, no sólo tras verse abajo en este duelo que, insistimos, fue uno de los mejores del club en el Clausura, pero que sirvió de nada.- Gaspar Silveira Malaver

Etiquetas:,