El Santos suma como visitante

Se mantiene en la cima de su grupo en la Libertadores

Carlos Peña anotó por el León al quitarse de encima al arquero

El Santos Laguna se consolidó como líder al sacar un empate 1-1 a domicilio ante el local Deportivo Anzoátegui, que vino de atrás en un cotejo del Grupo 8 de la Copa Libertadores.

Al rescatar la igualdad, Anzóategui sumó su segundo punto en tres partidos. El cuadro lagunero suma siete unidades en el mismo número de compromisos. Escolta al club mexicano el Arsenal de Argentina con tres unidades en su cuenta, mientras que Peñarol de Uruguay quedó provisionalmente en el sótano con una. Pamperos y charrúas se miden hoy.

Oribe Peralta abrió el marcador a los 63 minutos al rematar un pase cruzado del ariete Javier Orozco dentro del área. El gol de paridad llegó a los 72 minutos por intermedio del atacante Manuel Alejandro Arteaga, quien no desaprovechó un balón suelto tras una salida de Oswaldo Sánchez y lo anidó con un potente disparo de pierna derecha.

El Santos Laguna venía de derrotar como local 1-0 al Arsenal y 2-0 al Peñarol de visita en Montevideo.

Anzoátegui debutó con un empate 1-1 ante la oncena uruguaya y cayó 3-0 a domicilio ante el Arsenal. El día 18 el conjunto santista recibe al Anzoátegui en Torreón.

En Guayaquil, Ecuador, el Emelec se apoderó provisionalmente del control del grupo 7 de la Libertadores al derrotar por 2-1 al León, que quedó estacionado con cuatro puntos, dos menos que los del equipo ecuatoriano.

Verdugo

El argentino nacionalizado ecuatoriano Luis Miguel Escalada firmó los dos goles, a los 15 y 60 minutos, en tanto que Carlos Peña descontó para los Esmeraldas a los 21′.

La figura del partido estaba en el banquillo. Escalada, quien ahora lleva tres goles en la Libertadores, ingresó en la cancha a los cuatro minutos en reemplazo del paraguayo Fernando Giménez, que se fue lesionado.

La suerte del grupo 7 en su tercera jornada quedará dirimida hoy cuando en Río de Janeiro se enfrenten el Flamengo, que lleva tres puntos, y el Bolívar boliviano, que yace en el sótano con uno.




Volver arriba