El entrenador de la Real Sociedad enseña el camino para frenar al Barcelona

 

SAN SEBASTIÁN (EFE).- El entrenador de la Real Sociedad, Jagoba Arrasate, se ha convertido en el gran protagonista del triunfo de ayer ante el Barcelona, ensalzado incluso por Gerardo Martino, técnico del Barcelona, y parece haber encontrado el antídoto para dejar sin efecto el fútbol de toque de los azulgrana.

Tres encuentros contra el equipo barcelonés ha dirigido el preparador realista en 17 días, con un balance de un triunfo, un empate y una derrota pero, lo que es más importante, exhibiendo una imagen competitiva y de contrapeso a la iniciativa blaugrana que ahora emularán muchos equipos hasta el final de temporada.

En la Copa del Rey su equipo perdió en el Camp Nou en un choque plagado de polémica por un penalti no pitado a Carlos Vela y condicionado por el autogol de los donostiarras, que les condenó en la semifinal copera.

En el encuentro de vuelta disputado en San Sebastián, los guipuzcoanos arrancaron un meritorio empate y también el gol de los azulgrana llegó por un grave error en el centro del campo de la Real.

Ayer, a la tercera oportunidad, su equipo realizó el mejor partido de la temporada para imponerse con claridad a un Barcelona que llegaba necesitado del triunfo para mantener el liderazgo y después de ofrecer su mejor versión en Manchester el pasado martes ante el City.

Gerardo Martino reconoció tras el partido de ayer que quedó sorprendido por el planteamiento del segundo entrenador más joven de la Primera División, ya que la posición de Sergio Canales, determinante en el devenir del encuentro, desbarató los planteamientos iniciales de los visitantes.

Ahora, con la Real aspirando a la cuarta plaza, tras haber clasificado en el verano de 2013 para la fase de grupos de la Liga de Campeones a su equipo y hacerle semifinalista de Copa, la renovación de Arrasate parece segura, ya que además el Consejo de Administración querrá rentabilizar su arriesgada decisión de nombrarlo tras la marcha de Philippe Montanier.

El propio Arrasate, esta semana en una entrevista concedida a la radio pública vasca, declaró que, por su parte. no habrá problema alguno para renovar un contrato que finaliza en junio de 2014, por lo que todo apunta a que la Real en breve tendrá un líder en su banquillo para las próximas temporadas.




Volver arriba