El Barça se agarra el liderato y la Liga se contrae por la parte alta

 

BARCELONA (EFE).- El Barcelona vio anoche peligrar el liderato en su tropiezo en el campo del Levante (1-1), aunque poco después pudo respirar tranquilo porque el Atlético de Madrid hizo lo mismo en su estadio contra el Sevilla (1-1), lo que ha permitido que el Real Madrid se ponga sólo a un punto de los dos equipos que desde hace jornadas comparten la primera posición.

El empate entre Atlético de Madrid y Barcelona en la última jornada de la primera vuelta en el Calderón (0-0) y las tablas que firmaron anoche ambos en sus envites ha dinamitado la ventaja que habían adquirido respecto del Madrid (cinco puntos), equipo que ha aprovechado tanta concesión para situarse a un solo punto y dejar la cabeza de la Liga con tres equipos en un pañuelo.

De hecho, el Barcelona, compartiendo (gracias a su mejor diferencia de goles) o en solitario, se ha hecho dueño de la primera posición de la Liga, no desde el inicio del presente campeonato, sino desde la anterior, cuando el equipo que por entonces entrenaba Francesc ‘Tito’ Vilanova venció en la primera jornada por 5-1 a la Real Sociedad, goleada que el dejó en la primera posición.

El Barça de la temporada pasada, que cuajó el mejor registro de un equipo en la primera vuelta de la Liga, se hizo dueño del liderato desde el arranque hasta que finalizó la temporada ganando el campeonato en el que los azulgrana concluyeron con 100 puntos.

En la presente, una nueva goleada en la primera jornada, el 7-0 que endosaron precisamente al Levante, que anoche se resistió en su estadio (1-1), volvió a situar a los barcelonistas en lo alto de la clasificación, ubicación donde desde entonces no se han movido.

A pesar de haber perdido la mínima ventaja con el segundo clasificado, la mejor diferencia de goles ha permitido en el último trayecto que los azulgrana estuviesen siempre por encima del Atlético de Madrid, con una trayectoria espectacular en la Liga junto a los azulgrana.

Sin embargo, anoche los colchoneros tuvieron una nueva oportunidad para adelantar al Barcelona, como ya la desperdiciaron en su estadio hace dos jornadas, pero finalmente el sevillista Rakitic igualó (1-1) a falta de un cuarto de hora para finalizar el partido en el Calderón el tanto de Villa en la primera parte (1-0).

La Liga, justo iniciada ya la segunda vuelta, cobra un cariz emocionante como hacía años que no acontecía, con tres equipos con todas las opciones para luchar por el títulos, pero a la vez con otros importantes frentes abiertos.

Además, Barcelona, Atlético de Madrid y Real Madrid se encuentran entregados en las otras dos competiciones (Copa del Rey y Liga de Campeones), en las que esta semana iniciarán la luchar por alcanzar las semifinales (Copa del Rey), y en Europa, ya en febrero, afrontarán como cabezas de serie los octavos de final.




Volver arriba