Culminación albiceleste

Messi desea agrandar su leyenda con un título para Argentina

En el siglo XXI, Argentina no ha estado ni remotamente cerca de alzar la Copa del Mundo pese a su condición de potencia y jugadores estelares de sobra en las mejores ligas europeas.

En Italia 1990, la albiceleste disputó la final de la mano del astro Diego Armando Maradona, quien antes la condujo a lo más alto en México 1986. En esa misma justa, hace 24 años, fue la última vez que los pamperos superaron los cuartos de final.

Ahora con un Lionel Messi en plena madurez y dos mundiales de experiencia a cuestas, los argentinos aspiran a la mayor proeza de su historia: ser los número uno en casa de su acérrimo rival.

Para ello, “La Pulga” Messi está rodeado de futbolistas de élite, como Ángel di María, Sergio Agüero o Ezequiel Lavezzi, con los que conforma un ataque muy poderoso. El detalle es que el cuadro sudamericano no ofrece las mismas garantías en la zona baja. Su portero, Sergio Romero, es suplente en el Mónaco e incluso el técnico Alejandro Sabella ha tenido que echar mano de José María Basanta, del Monterrey, para armar una zaga respetable.

Otro punto negativo es que Sabella no convocará a Carlos Tévez, quien es el máximo goleador de la liga italiana con el Juventus, por situaciones no esclarecidas por ninguna de las partes.

Argentina lideró las eliminatorias sudamericanas luego de que fracasó como local en la Copa América 2011. Marcó el paso desde el arranque, aunque tropezó en Venezuela en la segunda fecha. Se dio el lujo de golear a Chile (4-1) y Uruguay (3-0), a la vez que triunfó en Colombia (2-1). Totalizó 32 puntos, con 25 goles a favor y sólo 15 en contra, menos de uno por juego.

El primer rival albiceleste será Bosnia, que debutará en un Mundial, por lo que tratará de no ser un equipo comparsa como les ha pasado a muchos europeos de mediano nivel.

Los bosnios se quedaron en la orilla de calificar al Mundial 2010 y a la Eurocopa 2012 al perder sendos repechajes con Portugal.

Para Brasil 2014, obtuvieron su boleto de manera directa al liderar al Grupo G con 25 puntos, los mismos que Grecia a la que superaron en sus duelos directos (victoria 3-1 y empate 0-0). Sólo perdieron una vez en su eliminatoria, un inesperado revés 1-0 en casa con Eslovaquia.-




Volver arriba