¿Retirarse en la cima? Peyton Manning se resiste

¿Retirarse en la cima? Peyton Manning se resiste

NUEVA YORK (AP).— Despedirse con una victoria en el Super Bowl es una idea muy tentadora para Peyton Manning.

Con 37 años de edad y luego de haberse sometido a un par de operaciones en el cuello que amenazaron con poner fin a su carrera, el quarterback de los Broncos de Denver reconoce que retirarse como campeón sería el broche de oro para una temporada excepcional.

De hecho, Manning ha conversado al respecto con John Elway _actualmente el ejecutivo más importante de los Broncos_ y Ray Lewis, dos luminarias de la NFL que se retiraron tras consagrarse campeones del Super Bowl.

Si sus Broncos vencen este domingo a los Seahawks de Seattle, Manning se convertirá en el primer quarterback en conquistar títulos con equipos distintos. ¿A qué más puede aspirar luego de una temporada en la que fijó nuevos récords con sus 55 pases de touchdowns y 5.477 yardas?

Pero Manning asegura que aún disfruta jugando fútbol americano y dio a entender que, pase lo que pase en el estadio MetLife, aún está en condiciones de permanecer activo, al menos una temporada adicional.

“Si ya no puedo producir, si ya no puedo ayudar al equipo, ahí es cuando debo dejar de jugar”, afirmó Manning. “Si es el próximo año, tal vez así sea, pero quiero seguir jugando”.

El futuro de Manning en la NFL es uno de los temas que acaparan la atención en la antesala del Super Bowl. “Lo de Peyton ha sido extraordinario”, dijo el entrenador de los Seahawks Pete Carroll. “Ha tenido un año de ensueño. Hay jugadores que no podrían siquiera soñar poder tener un año así, como semejantes números. Y es nuestro rival”.

Elway tenía 38 años cuando se retiró luego de ganar, como mariscal de campo de los Broncos, el segundo de dos Super Bowls seguidos en 1999.

Recién la pasada temporada, el linebacker de Baltimore Ray Lewis puso a fin a su carrera con 37 años cuando los Ravens derrotaron a los 49ers de San Francisco.

Manning contró que ambos le describieron como “fabulosa” la sensación de poder despedirse en lo más alto.

Pero resaltó una diferencia con respecto a sus colegas: ellos habían alcanzado el punto límite de sus carreras.

“Lo habían dejado todo, no tenían más”, dijo Manning. “Por mi parte, tuve que dar un giro importante en mi carrera hace dos años con mi lesión y cambiar de equipo. Todo lo he planeado pensando en un año nada más. No he pensado sobre lo que voy a hacer después de este partido. Creo que es la manera más correcta de conducir tu carrera en esta etapa”.

También asegura que no se aburre con la rutina y que aún puede con las exigencias de prepararse.

“Me siento un poco mejor de lo que pensaba iba a estar en este momento tras la cirugía”, dijo Manning. “Sigo disfrutando la parte de preparación, el trabajo. Todos disfrutan el juego, a todos les entusiasma disputar el Super Bowl. Pero creo que cuando aún disfrutas la preparación, el trabajo, entonces debes continuar haciéndolo”.

Sus compañeros de equipo avalan lo que dicen: Manning se prepara como si fuera un recién llegado a la liga.

“Le gusta la camaradería con todo el equipo, involucrarse con la preparación de un partido, jugar cada domingo. Se nota que realmente disfruta con cada faceta del deporte”, declaró el wide receiver Wes Welker-




Volver arriba