Aceptan: Álvarez fue superior

Fue oportuna la intervención del réferi, señalan

Tony Weeks le para la pelea a Angulo. Álvarez observa expectante

Saúl “Canelo” Álvarez derrotó por nocaut técnico en el décimo asalto a Alfredo “El perro” Angulo dentro de la categoría del peso mediano ligero, anteanoche en el MGM Grand Garden Arena de Las Vegas.

El tapatío superó en todos los terrenos a Angulo durante todos los episodios. El castigo fue suficiente en el décimo episodio cuando el réferi Tony Weeks decidió detener la pelea tras un “upper” de Álvarez, que dejó en malas condiciones a su adversario.

Aunque el “Canelo” se vio superior en el cuadrilátero, la gente abucheó la decisión del árbitro, porque pensaron que Angulo podía seguir.

“El árbitro paró la pelea, no es mi problema”, declaró Álvarez al concluir el combate.

Tras recibir una golpiza, Angulo se fue directo al hospital. No acudió a la conferencia de prensa. Virgil Hunter, su entrenador, reconoció que el combate fue de un solo lado, y dijo que la actuación del réferi, de detener el combate, era aceptable.

“Fue un combate donde Saúl se vio mejor. No pudimos hacer muchas cosas, y sí, platicamos en rounds previos con el médico del castigo que estaba recibiendo, y ya se había hablado uno o dos rounds antes de parar la pelea, yo les dije que si Alfredo no tiraba la iba a parar”, aseguró.




Volver arriba